Estos son los errores en la estrategia de ‘Fotocívicas’ de Sheinbaum

Foto: Big_Data/ José_Luis_villa

La administración de Scheinbaum deben tener claro que no es eficiente abarcar tanto para mejorar la convivencia y evitar muertes por tránsito.

Antes de iniciar funciones, la nueva administración de la CDMX ya anunció la implementación de varias acciones relacionadas a la seguridad vial para cumplir lo prometido en campaña.

Una de ellas es la suspensión de multas económicas con el uso de detectores electrónicos de faltas al reglamento de tránsito.

Te sugerimos: ‘Soplones’ recibirán 50% de descuento en fotomultas, si denuncian a conductores veloces: Sheinbaum

El nuevo esquema de sanciones estará relacionado a un sistema de reeducación virtual, presencial y de horas de servicio comunitario con el que se recuperan los puntos perdidos.

A su vez, este modelo está vinculado a un decálogo del conductor que pretende fomentar actitudes de convivencia y seguridad. Este decálogo parece que será el paraguas de las acciones que se implementen en esta administración para reducir muertes por tránsito.

-Principios fundamentales-

Sin embargo, los principios para el abordaje efectivo de la seguridad vial dictan que para reducir muertes por tránsito se debe trabajar desde los datos para definir un objetivo y tener un enfoque.

Elegir los puntos más delicados donde geográficamente sucedan más muertes, seleccionar los factores de riesgo que más fatalidades producen y ubicar a los usuarios que más sufren en esos sitios debido a esos factores, son tareas que se deben realizar antes de dictar políticas públicas en seguridad vial.

Te sugerimos: ‘Fotomultas’ en CDMX mutan a ‘Fotocívicas’; sancionarán por puntos y trabajo comunitario

En principio, repartir los esfuerzos entre diez puntos siempre será menos efectivo que entre uno o dos, en el entendido que para cada uno se debe desarrollar una estrategia completa que incluiría medidas, al menos, en la gestión, en la infraestructura y en cambios esperados de comportamientos, tal como lo establece el Plan del Decenio de Acción 2011-2020.

-Bien hecho, pero así no-

Si bien la administración de Claudia Scheinbaum y Andrés Lajous buscan influir en la conducta de los automovilistas para mejorar la convivencia y evitar muertes por tránsito, deben tener claro que no es eficiente abarcar tanto.

Te sugerimos: ¿Cómo deben ser las nuevas fotomultas? Esto opinan los expertos en seguridad vial

Para efectos de la seguridad vial es buena señal que el primer punto sea velocidad, pero no es tan buena que casco y cinturón se hayan ido hasta el séptimo. Parecería que no hay intencionalmente un plan prioritario de acción.

-Paso por paso-

Para empezar, si quienes mueren en la Ciudad de México por accidentes viales son mayoritariamente los peatones, entonces tenemos muy claro a nuestro cliente. Es bien sabido que los peatones atropellados por vehículos ligeros mueren con golpes superiores a 40 Km/h, así que no nos caería mal una política integral de gestión de velocidad como lo recomienda la Organización Mundial de Salud.

Una política estratégica de esta naturaleza va más allá de sólo multas económicas o cívicas. Tiene que ver con una revisión constante de los lugares donde la gente muere atropellada, del tipo de vehículo que causa estas muertes y del perfil de los conductores involucrados.

-Factores a considerar-

También sería necesaria una campaña de información y sensibilización permanente. En cada uno de los casos se debe analizar qué medidas se deben tomar para que cada uno de esos trágicos eventos se repita.

Detrás de toda la Política Integral de Gestión de Velocidad debe haber un objetivo bien definido, medible y alcanzable.

Siguiendo este proceso se debería contemplar las acciones para cada uno de los apartados del Decálogo, pero sería más eficiente concentrarse en las dos acciones de mayor impacto para la reducción pronta de muertes.

-Crítica al sistema de puntos-

Por otro lado, de acuerdo a la experiencia internacional, el sistema por puntos fue creado en otros países como una medida que pretende sacar del sistema a aquellos que no entiendan los mensajes de prevención y que reiteradamente violan las disposiciones. Es decir, a través de la suspensión de licencias, los conductores de más alto riesgo son privados de poder conducir.

Si se quiere que sea exitoso, es necesario que se aplique a todos los conductores a nivel nacional, con una base de datos muy robusta, pero hoy en día no es posible mientras la jurisdicción del tránsito recaiga en estados y municipios.

Por eso, esta medida implementada sin éxito en la CDMX desde hace varias administraciones y por ello el nuevo esquema supone otorgar diez puntos y retirar uno o varios de acuerdo a la gravedad de la falta.

Ante la pérdida de los diez puntos sería necesario cumplir horas de trabajo comunitario antes del período de verificación.

Te puede interesar:

Pasajeros detienen y entregan a sujeto que los robó

[VIDEO] Ladrón de casas clama por su vida en Xochimilco; vecinos lo obligan a tragar pasto

[VIDEO] Utilizan a mujeres con vestidos y tacones para asaltar casas

TE INTERESA