Ante la ola de calor ¿Tomo un café o un frappé?

Con el…

Con el aumento repentino y rápido de temperatura en lugares como la Ciudad de México surge la necesidad de refrescarnos por todos los medios posibles; con el uso de ventiladores, aire acondicionado y la ingesta de bebidas frías.

Pero ¿estamos haciendo bien al consumir bebidas frías ante la ola de calor? contrariamente a lo que podríamos creer, ingerir líquidos fríos o helados nos produce más calor que frescor.

Leer más: CDMX enfrentará esta semana días todavía más calurosos

Cuando bebemos cualquier clase de líquidos, ya sea fríos o calientes, el organismo buscará equilibrar la temperatura de lo que consumimos con la del cuerpo.

Al tomar una bebida fría o helada lo único que se hace es hacer trabajar más al cuerpo debido a que nuestro organismo usará las reservas energéticas para equiparar la temperatura del líquido a la del cuerpo.

Leer más: El calor puede provocar daños a la salud. Aquí te decimos cuáles

Por otro lado, tomar algo tibio o caliente hará que el organismo sude lo que inmediatamente nos refrescará, aunque la sensación puede ser desagradable.

Ante estas dos opciones lo mejor es hacerle caso a las abuelitas y tomarse algo ‘al tiempo’, es decir una bebida que no esté ni fría ni caliente para que el cuerpo no use nuestras reservas energéticas y ellos nos produzca calor, ni sudemos hasta que la ropa se humedezca.

Beber constantemente agua simple, nunca con gas debido a que ésta provoca hinchazón en el vientre, ayudará a reducir la sensación de deshidratación.

Te puede interesar:

[VIDEO] INE instalará casillas especiales para personas con discapacidad

[VIDEO] La gente de Atlacomulco es trabajadora, no como “un grupo con mala fama”: AMLO

Pregúntale a tu mamá si eso estuvo bien: Felipe Calderón a Anaya

TE INTERESA