ISSSTE alerta que estos alimentos están provocando mala memoria en mexicanos

Se trata de aquellos con alto contenido de azúcar, grasas o ambas en un solo alimento. Aquí te dejamos una lista de ejemplos que ni te imaginas:

El Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSTE) señaló en su revista institucional que los alimentos altos en grasa y azucares pueden estar asociados a la inflamación de la región cerebral relacionada con la memoria de corto plazo.

Indicaron especialistas que la relación entre la nutrición y el funcionamiento cerebral es muy importante, debido a que una mala alimentación propicia el envejecimiento de las celulas y altera los procesos de aprendizaje.

Te sugerimos: 15 alimentos que creías saludables, pero NO lo son

Entre los alimentos recomendados para mejorar las condiciones cerebrales, destacaronn los ácidos grasos poliinsaturados como el Omega 3, presente en la carne de salmón o el aceite de oliva.

»Otras provisiones indispensables para el cerebro son los cítricos, huevos y legumbres, ya que proporcionan las vitaminas necesarias para garantizar la construcción de células nuevas. Además, las vitaminas son garantía de una adecuada oxigenación del tejido cerebral», refirió la institución.

No solo es un problema que afecte al cerebro, pues de acuerdo con datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS), la obesidad casi se ha triplicado desde 1975 y mueren cada año, al menos, 2.8 millones de personas debido al sobrepeso o a la obesidad provocados por el consumo excesivo de grasas y azucares.

Alimentos con alto contenido de azúcar:

Pizza

Es de sobras sabido que no es conveniente consumir pizzas precocinadas por la gran cantidad de grasas y harinas de mala calidad que contienen, pero poca gente sabe que también presentan grandes cantidades de azúcar. En concreto, una pizza estándar puede llevar hasta 3,5 terrones, es decir unos 20 g, cifra que prácticamente alcanza el consumo diario máximo que prescribe la OMS. “Lo más grave es que es un producto que solemos identificar como salado”, indica Rodríguez.

Cerveza sin alcohol
Son muchos los que se pasan a esta bebida con la intención de llevar un estilo de vida saludable sin saber que “una cerveza sin alcohol puede contener unos dos o tres terrones de azúcar dependiendo del fabricante, pues se le añade para mejorar el envasado e incluso el sabor”, explica Rodríguez.

Zumos

Los especialistas recomiendan evitar en la medida de lo posible tanto los zumos industriales como los naturales. “La fruta debe tomarse siempre entera para aprovechar la fibra, de manera que la glucosa no llegará tan rápido a la sangre y el páncreas no se verá obligado a realizar un sobreesfuerzo”, algo que notaremos de forma inmediata ya que “dejaremos de vivir en una montaña rusa de subidas y bajadas de glucosa, estaremos de mejor humor y tendremos fuerza y energía”.

Sushi

Cada pieza de sushi puede contener hasta medio terrón de azúcar, lo que significa que con una sola ración podemos estar superando con creces la cantidad establecida por la OMS.

Pan de caja

Es otro de los productos que, en muchas ocasiones, consumimos como si fuese saludable sin ser conscientes de que los panes de caja industriales no solo llevan harinas refinadas, con un gran impacto metabólico, sino que se elaboran mediante fermentaciones muy rápidas, obtenidas a través de azúcares añadidos, cosa que confiere al pan suavidad y esponjosidad. Lo ideal es, pues, adquirir siempre panes artesanales elaborados mediante fermentaciones lentas con levaduras naturales.

Cereales

Incluso aquellos que tienen una apariencia más saludable suelen llevar, salvo excepciones, grandes cantidades de azúcar. Para los especialistas es conveniente evitarlos y huir de los cereales con fibra añadida pues la supuesta fibra no es más que salvado de trigo, muy irritante para el intestino.

Alimentos con más grasas:

Aceites vegetales

En más del 99% de su composición, son grasas repartidas, sobre todo, entre ácidos grasos monoinsaturados y poliinsaturados. Por su relación con nuestro entorno y por las propiedades saludables atribuidas a su contenido en ácido oleico y polifenoles, se aconseja el consumo de aceite de oliva virgen.

Salsas elaboradas con aceites vegetales (mayonesa, alioli)

Resulta obvio que las salsas que contienen gran cantidad de aceite son también una fuente importante de grasas (más del 85%).

Mantequilla

Contiene un 80% de lípidos, de los cuales más de la mitad son saturados. Además, aporta 250 mg de colesterol por cada 100 gramos, lo cual la sitúa en los primeros puestos de la lista de productos más ricos en colesterol (después de las vísceras y el huevo).

Margarina

La mayoría tiene un porcentaje de grasas similar a la mantequilla, aunque al provenir de aceites vegetales su contenido en grasas saturadas es más bajo y no aportan colesterol. En contrapartida, es preciso asegurarse de que la margarina escogida no contiene grasas trans (derivadas del proceso de hidrogenación que sufren los aceites vegetales con el fin de convertirlos en grasas sólidas para untar).

Embutidos y derivados cárnicos

Los alimentos cárnicos y sus derivados son la primera fuente de calorías, la primera fuente de grasas saturadas y la tercera fuente de colesterol de la dieta de las personas a nivel mundial.

 

Te puede interesar:

Revelan lista de cereales Kellogg’s que son dañinos para los niños

Comerciantes se declaran en resistencia ante demolición del hospital del IMSS Zaragoza

[VIDEO] Bebé está al borde de la muerte por culpa de policías federales que arrojaron gas al AICM

LACP

JH

TE INTERESA