Las fiestas de los jugadores rebasa al futbol mexicano

Carlos Peña no terminará el torneo con Necaxa, ya que…

Carlos Peña no terminará el torneo con Necaxa, ya que su préstamo finalizó y deberá reportarse con el dueño de su carta, el Rangers de Escocia. El paso del Gullit con los Rayos fue intrascendente y su futuro esta en duda. El mediocampista mexicano ha tenido una carrera difícil , sobre todo por sus indisciplinas relacionados con el alcohol.

El Gullit llegó a mostrar grandes cualidades en el futbol mexicano, en especial cuando vistió la camiseta del León. Incluso lo catapultó al la Selección Nacional y participó en la Copa Mundial de Brasil 2014. Posteriormente pasó por varios clubes donde se fue sin pena ni gloria; Chivas, una segunda etapa con los esmeraldas, Cruz Azul, Rangers y Necaxa fueron los equipos que confiaron en Peña.

Te sugerimos: La Cofece investiga al futbol mexicano por prácticas monopólicas

Carlos Peña es uno de los más recientes casos donde la fiesta ha opacado sus grandes cualidades. Pero el futbol mexicano se ha caracterizado por contar con jugadores que son protagonistas en el bar. Tan sólo previo a la Copa del Mundo de Rusia 2018, los seleccionados nacionales realizaron una fiesta con 30 scorts. Esta no fue la primera velada alborotada para el tricolor , ya que en el 2010 se sancionó a Carlos Vela y a Efraín Juárez por su guateque en el Hotel Camino Real de Monterrey.

Te sugerimos:  Alineaciones indebidas, una constante en el futbol mundial

En la Liga MX también se han dado otros casos, donde la vida nocturna rebasa lo futbolístico. El caso más sonado fue cuando Ronaldinho llegó a México, el astro brasileño siempre dio la percepción que pudo mantenerse más tiempo en la órbita del Barcelona, donde tuvo su mejor versión. Sin embargo, su actividad fuera del terreno de juego lo oxidó, en 2014 llegó a Querétaro y después de un año se marchó del balompié nacional. Ahora, la alegría del futbol se ve ligada en problemas con el gobierno brasileño, por una deuda ante una multa por daño ambiental en el 2015.

En el 2010 se presentó el un hecho lamentable, un disparo en un bar acabó con la carrera de Salvador Cabañas.  El atacante paraguayo pasaba su mejor momento, era el goleador y capitán de su selección y del América. Además se encontraba a la vuelta de la esquina el Mundial de Sudafrica. El balazo que recibió Cabañas, no sólo acabó con su sueño de ir a la Copa del Mundo, sino también lo alejó de por vida de su profesión.

Lobos BUAP durante el Apertura 2017, decidió dar de baja del plantel a William Palacios por provocar una riña con su compañero Julian Quiñones mientras se encontraban en estado de ebriedad. Palacios actualmente juega con el Celaya en el Ascenso MX.

Te puede interesar: 

[VIDEO] “Estamos motivados rumbo a liguilla y sin presión”: Luis Quintana

Víctor Guzmán podría terminar la sequía de los mexicanos por el título de goleo

Entrenadores y jugadores muestran su molestia con el VAR

 

 

TE INTERESA