Huellas de la Memoria busca no olvidar a los desparecidos

2 enero 2017 5:41 pm

 

Las desapariciones de personas en México son un flagelo que padecen muchas familias mexicanas e incluso centroamericanas que han perdido a un pariente durante su paso por el país.

Desde de 2007 al 31 de diciembre de 2015, el Registro Nacional de Datos de Personas Extraviadas o Desaparecidas (RNPED) del Gobierno federal reporta 27 mil 659 desaparecidos, de ellos, 989 están relacionados con el fuero federal y 26 mil 670 con el fuero común.

Ante este contexto, El Big Data Mx platicó con Alfredo López Casanova, coordinador del colectivo Huellas de la Memoria, que en 2016 organizó una colecta de zapatos para grabar con ellos mensajes de personas que buscan a sus familiares perdidos y donarlos a la Caravana de Madres Centroamericanas.

BD: ¿Cómo surgió la idea de esta campaña?

Casanova: En Huellas de la Memoria recibimos zapatos usados por familiares de personas desaparecidas en los que grabamos el mensaje que tienen para ellas. En este caso creíamos que, como parte de una campaña de visibilización de las desapariciones en el país, era importante poder grabar los zapatos de la Caravana de Madres Centroamericanas que buscan a sus hijos migrantes desaparecidos. Pero ellos tienen un larguísimo viaje que realizan en muy poco tiempo y generalmente sólo traen con ellos el par de zapatos que están utilizando. Por eso quisimos pedir donaciones de zapatos nuevos para intercambiarlos por los suyos usados con los que están buscando a sus hijos.

BD: ¿Quiénes participan?

Casanova: Nos coordinamos con la Caravana y participaron varios colectivos en esa jornada. Construcción de lo Común, a Asociación de Salvadoreños en México, el Museo Casa de la Memoria Histórica y el Círculo de Estudios Central, además de nosotrxs, Huellas de la Memoria. Huellas es un proyecto colectivo iniciado por Alfredo López Casanova.

Big: ¿Me podrían compartir algunos historias de personas desaparecidas en México?

Casanova: De las últimas Huellas que hemos grabado están por ejemplo las de Fausto Gómez, papá de Marazuba Gómez Montes. Ella era agente del Ministerio Público, trabajaba en Durango, era agente antisecuestros. Fue desaparecida con sus compañeros que también eran de antisecuestros hace seis años, el 29 de noviembre de 2010. O, por ejemplo, tenemos los de Silvia que busca a su hija Claudia Rizada Rodríguez. Desapareció en Saltillo en el 2011.

BD: ¿Tienen indicios del  por qué de estas desapariciones?

Casanova: Hay algunas que apuntan a desapariciones políticas. Por ejemplo, Guillermo Alejandro Ortiz Ruiz era abogado y estaba trabajando con mineros cuando lo detuvieron y desaparecieron, en Michoacán, en 2010. Pero en otros casos es difícil decirlo porque desaparecieron en zonas controladas por el narco.

BD: ¿Cómo ha reaccionado el Estado ante este flagelo social?

Casanova: Por lo que nos cuentan los familiares, con indolencia. Por otra parte muchas desapariciones son forzadas y miembros del Estado han participado, por acción u omisión. Así que, por un lado asistieron o permitieron estas desapariciones y, por el otro, continúan con la “desaparición” al no investigar, al re victimizar a los familiares, al no cumplir con los acuerdos a los que llegan, al “desaparecer” expedientes, etc.

BD: ¿Cuáles fueron los resultados este año de su campaña?

Casanova: Recibimos muchas donaciones de zapatos nuevos, así que nos fue muy bien por ese lado. Y esperemos que grabar estas Huellas ayude a visibilizar el problema de la desaparición de migrantes en tránsito por México.

BD: ¿Qué circunstancias provocan que desaparezcan los migrantes?

Casanova: Las mismas que hacen que los mexicanos desaparezcan con el añadido de que se trata de una población vulnerable. Con la colusión entre narco y Estado, y la desprotección en la que se encuentran no resulta tan difícil desaparecer.

BD: ¿Cuál es la exigencia al Estado?

Casanova: La exigencia de los familiares es, en el caso de las desapariciones forzadas, aparición con vida, pero en general verdad y justicia. Pero lo más importante para ellos es saber qué pasó y dónde están sus familiares.

Comentarios