Hermanos mexicanos acusados de ser narcos libran pena de muerte

Los tres hermanos fueron acusados de narcotráfico y condenados a muerte por las autoridades malayas.

El sultán de Johor, en Malasia, conmutó la pena de muerte a que iban a estar sujetos los tres hermanos mexicanos acusados de narcotrófico por una sentencia de 30 años y librarán la horca.

Los tres hermanos fueron detenidos el 4 de marzo de 2008 en una fábrica del parque industrial de Senai, en la ciudad de Johor, Malasia.

Los mexicanos insistieron en que sólo trabajaban como personal de limpieza y desconocían que se procesaba droga en la fábrica.

Te sugerimos: 19S. Multifamiliar de Tlalpan, el viacrucis para volver a la ‘normalidad’


En abril de 2015, la Corte Federal de Malasia confirmó la pena de muerte para Luis Alfonso, Simón y José Regino González Villarreal, mexicanos acusados de narcotráfico.

La última esperanza para los mexicanos era acudir con el sultán, Ibrahim Ismail Ibni Almarhun Iskandar Al-Haj, quien es el único que puede conmutar o perdonar un delito.

 

A lo largo de estos siete años, la cancillería y la embajada en Malasia han brindado protección y asistencia consular a los connacionales y sus familiares.

La familia González Villarreal se le ha informado de manera permanente acerca del desarrollo del caso y de la situación física y anímica de los detenidos.

Para la defensa de los mexicanos, se han argumentado graves faltas al proceso como la desaparición de evidencia que prueba su culpabilidad, así como malos tratos o la falta de un traductor, hechos que violan los derechos humanos de los hermanos.

Te puede interesar: 

UNAM expulsa a otros tres ‘porros’ por violencia en CU

[VIDEO] Bajan a AMLO del avión en Huatulco

[VIDEO] Fuerte choque de autobús deja más de 30 heridos en Cuautepec

JGR

TE INTERESA