Hijo del cineasta León Sermet, autor intelectual del asesinato de sus padres

30 septiembre 2016 6:21 pm

La Procuraduría General de Justicia capitalina (PGJDF) confirmó que en el asesinato del cineasta, León Salvador Sermet Guerrero y su esposa, María Adriana Rosique Manjarrez, participaron su hijo, Benjamín Serment Rosique, su novia y dos cómplices más.

En los homicidios, ocurridos el 27 de agosto y 19 de septiembre de este año en las delegaciones Álvaro Obregón y Tlalpan, respectivamente, las cuatro personas planearon y realizaron los crímenes.

De acuerdo con declaraciones de los cómplices, los asesinatos se pactaron por la cantidad de 100 mil pesos por la vida de cada una de las víctimas.

El director de “Kada Kien su Karma y “El Efecto Tequila” fue asesinado de 46 puñaladas, 12 de ellas mortales, alrededor de las 10 de la noche del 27 de agosto, en la calle de Luis Alconedo, colonia Merced Gómez, delegación Álvaro Obregón, cuando iba acompañado de su  propio hijo Benjamín.

En conferencia de prensa, el procurador Rodolfo Ríos Garza, explicó que gracias a la intervención de la Policía de Investigación, peritos, videos de cámaras de vigilancia capitalinas y de domicilios

particulares, se logró concluir que los homicidios fueron planeados por el hijo de las víctimas y su novia, con ayuda de dos sujetos más.

Ríos Garza explicó que del análisis de los datos obtenidos pudo comprobarse que el hijo de la víctima incurrió en diversas contradicciones y se constató que el supuesto robo no fue al azar.

El titular de la PGJDF indicó que media hora después de agredir al cineasta, los agresores retiraron dinero de la tarjeta de la víctima, de dos cajeros, ubicados en Tlalpan y Gustavo A. Madero.

Esposa del cineasta, no se suicidó

El 19 de septiembre se encontró el cuerpo sin vida de María Adriana Rosique Manjarrez, suspendido con una cuerda atada al cuello desde el barandal de una de las ventanas del segundo piso de su domicilio de la delegación Tlalpan.

Nuevamente el hijo mintió y cayó en contradicciones, ya que dijo haber salido en la madrugada del domicilio de su madre para llevar a su novia al hospital, sin embargo, los videos mostraron al

joven salir la madrugada previa haciendo uso de su teléfono móvil, y momentos después ingresaron, sin complicaciones, dos personas más a la vivienda, saliendo de la misma posteriormente.

Además, la Policía de Investigación constató que el hijo y su novia nunca se trasladaron al hospital que refirieron, dado que en el mismo no existe constancia de su asistencia.

Ante ello, elementos de la Policía de Investigación lograron la detención de estas personas por el delito de homicidio calificado, por el que pueden alcanzar una pena de hasta 70 años de prisión por cada uno.

Comentarios