Tacubaya, Chapultepec y Constitución, los peores paraderos del DF

Rafael Montes
@rafagaonline

Los paraderos de Tacubaya, Chapultepec y Constitución de 1917 son los Centros de Transferencia Modal (CETRAM) entre uno y otro medios de transporte peor calificados, de acuerdo con un estudio de la asociación El Poder del Consumidor.

El estudio, en general, arrojó que los 49 paraderos o CETRAMs que existen en el DF están en un franco colapso porque son inseguros, insalubres y hacen perder hasta 20 minutos a los pasajeros porque no tienen conexiones directas entre los diferentes transportes que confluyen en ellos.

Para mejorarlos, El Poder del Consumidor calculó que se requiere una inversión aproximada de 20 mil millones de pesos.

Daniel Zamudio, coordinador de Transporte Eficiente de El Poder del Consumidor, expuso en conferencia de prensa los resultados de la evaluación a nueve paraderos de la Ciudad de México.

Los peor calificados fueron los de Tacubaya, Chapultepec y Constitución de 1917, los cuales obtuvieron calificaciones de 10.5% los dos primeros y 26.3% el tercero, lo que los colocó en las calificaciones más bajas en el DF.

De hecho, los nueve paraderos estudiados en la capital del país obtuvieron los resultados más bajos en comparación con las evaluaciones hechas a los paraderos de las ciudades de Monterrey y Guadalajara, en donde los puntos obtenidos son 64.3% y 50.4%, frente al 30.4% de la Zona Metropolitana del Valle de México.

El estudio en la capital incluyó a los CETRAMs de Indios Verdes (con calificación de 36.8%), Politécnico y Taxqueña (47.4%), Martín Carrera (42.1%) y Cuatro Caminos y Pantitlán (31.6).

Pantitlán ha sido el foco de atención en los últimos días, debido a los bloqueos que vecinos de la zona han hecho a la ruta de acceso al paradero, en protesta por el exceso de velocidad con que conducen los transportistas provenientes del Estado de México y que ha costado la vida a diferentes personas.

El lunes bloquearon el acceso en demanda de la colocación de topes para reducir la velocidad de los llamados ‘chimecos’.

Entre los aspectos evaluados por El Poder del Consumidor están la iluminación, personal de seguridad, limpieza, cámaras de vigilancia, señalética, ambulantaje, pavimento, infraestructura de conexión, centros de información, control de siniestros, áreas de resguardo, servicios públicos, accesibilidad, semáforos peatonales, tiempo de traslado, congestión peatonal, infraestructura ciclista, información en tiempo real.

En el DF, los paraderos estudiados no cuentan con información en tiempo real, pavimento de calidad y un tiempo de transbordo definido.
Las peores calificaciones en los paraderos del DF las obtienen por congestionamientos peatonales, escasa infraestructura ciclista de conexión, escasos centros de información al pasajero, ineficiente control de siniestros y escasas áreas de resguardo, así como la poca accesibilidad y el excesivo ambulantaje.

TE INTERESA