Violación y falta de educación sexual, principales causas de embarazo en mujeres lesbianas y bisexuales

18 octubre 2017 4:30 pm

El embarazo adolescente en mujeres lesbianas, bisexuales y hombres transexuales es una realidad en este país y las principales causas por las que se da son la violación, la falta de educación sexual dirigida a esta comunidad y el uso de alcohol o sustancias.

Esto lo reveló el estudio Embarazo adolescente en lesbianas, mujeres bisexuales y hombres trans: Problemática invisible realizado por la asociación Jóvenes por una Salud Integral y Colectiva Tlaxkalli. Para ello se entrevistó a mujeres de entre 16 y 29 años.

La violación o violencia sexual es la principal causa de embarazo en adolescentes dentro de estas comunidades, 30% aproximadamente.

Leer más: Discriminación médica: un obstáculo para lesbianas, bisexuales y mujeres trans

El desconocimiento de los temas de salud reproductiva es la segunda causa. Las mujeres desconocen cómo funcionan los mecanismos de prevención del embarazo porque no les interesa.

La experimentación es tercera causa, pero ésta se cruza con la segunda. Mujeres lesbianas y bisexuales experimentan relaciones sexuales con hombres, pero el desconocimiento de la prevención del embarazo genera uno.

También se registraron embarazos en estas mujeres cuando tuvieron relaciones sexuales y hubo de por medio alcohol y sustancias psicotrópicas.

Leer más: Gays y lesbianas, más fértiles que heterosexuales: estudio

Mariana Cruz, investigadora de Jóvenes por una Salud Integral, dijo en entrevista para El Big Data que dentro de esta comunidad existe el estigma, discriminación y estereotipos sobre el embarazo.

“El embarazo adolescente en mujeres lesbianas, bisexuales u hombres transexuales pone en riesgo la identidad y orientación sexual. Se invisibilidad la orientación sexual, en automático te leen como mujer heterosexual”, dice.

Cruz explica que el 90% las mujeres que tuvieron un embarazo se aleja de la comunidad lésbico, bisexual; y si era un hombre transexual interrumpe su cambio de género. El tabú es tal que 70% de la comunidad evita hablar de prácticas sexuales con penes.

“Dentro de la propia comunidad existe mucha discriminación y estereotipos. Son mal vistas las mujeres lesbianas que decidieron experimentar y por ello no hay visibilidad del tema”, advierte.

El estudio reveló que la mayoría de las mujeres abortó, sólo 5 continuaron con el embarazo; pero Cruz comenta que dentro de las instituciones donde se puede practicar la Interrupción Legal del Embarazo (ILE) hay violencia para las mujeres y aumenta si se presenta un hombre trans.

La investigadora señala que es sumamente importante que existan políticas públicas de salud reproductiva dirigidas a la comunidad LGBTTTIQ, pues éstas sólo atienden a la comunidad heterosexual.

“Cuando nos hablan de métodos anticonceptivos se asume que todos somos heterosexuales”, dice.

Cruz advierte que este tema es completamente invisibilizado en México, pues no existen datos oficiales sobre mujeres lesbianas, bisexuales u hombres trans que hayan tenido un embarazo y lo hayan completado o interrumpido. Si hay un embarazo de entrada se asume que es de una mujer heterosexual.

Te puede interesar:

Rentas congeladas en la CDMX, cielo e infierno bajo el mismo techo

CDMX: 8 empresas que estafan a gente que busca trabajo

Sismológico registra más de 30 sismos con epicentro en la CDMX

Comentarios