Sophía, la niña trans que hizo historia en México  

17 octubre 2017 3:33 pm

Sophía, nació siendo un niño y con tan sólo siete años ya hizo historia en México. Este año se convirtió en la primera menor de edad en cambiar de nombre y género en su acta de nacimiento por la vía administrativa, sin tener que pasar por un juzgado que acredite su identidad trans 

Sophía vive plenamente su realidad como niña trans, tras unos primeros años de vida complicados. Estudia en la escuela como una niña, juega a las muñecas, se disfraza y gracias al apoyo de su familia, entidades civiles y el Registro Civil de la Ciudad de México, ya no la persigue la pregunta ¿Por qué nací siendo un niño?  

La primera vez que la madre de Sophía hacía una referencia a su género fue un hospital. Tenía un año y medio y la menor, quien sufrió un percance, se emocionó cuando le cambiaron los pantalones por una bata.  

“Me dijo- Mami, me pusieron vestido”  

Sophía mostró siempre una clara preferencia por ser y actuar como una niña. Algo propio de aquellas personas cuya identidad de género no concuerda con la que se les asignó al nacer.  

Los problemas para la menor arrancaron en preescolar, cuando sólo tenía cuatro años. A los pocos meses detonó una “bomba”, recuerda su madre.  

“Andaba muy mal en clase y discutía a menudo. Además, contó que haría una fiesta y se disfrazaría de Frozen. Para muchos niños, fue el hazmerreír”  

Las maestras no aprobaban el comportamiento e inventaron una especia de plan de choque, al que la familia accedió. La niña tenía que pasar tiempo con su padre de varones, como jugar al balón o ayudar en las reparaciones caseras.  

Después de un largo año, y con lágrimas se sinceró con la mamá: “Yo no quiero ser niño, quiero ser niña”. Sin saber qué pasaba, su madre, que también tiene un niño de 4 años, empezó a buscar en Google y descubrió la palabra que le cambiaría su vida: trans.  

Después, contactó al colectivo Ser Gay, quienes luchan en defensa de los derechos LGBTTTI, y en la primera asesoría les comentaron: Ustedes no tienen dos hijos. Sino una hija y un hijo.  

Manuel Gutiérrez, vicecoordinador de la asociación recuerda que en estas primeras visitas había miedo y llantos en la familia, pero acudían todos, es decir padres, hermanos, abuela y tía, el apoyo a la niña era incondicional.  

Al poco tiempo, Sophia empezó a vivir como la niña que deseaba ser, pero sólo en casa. En la escuela se opusieron, pese a un dictamen favorable de la Comisión de DD.HH. Estatal, remarca Gutiérrez.  

Apoyada por la organización Litigio Estrategico en Derechos Sexuales y Reproductivos (Ledeser) y Ser Gay, Sophía inició sus trámites para cambiar de género y de nombre en su acta de nacimiento, a través del Registro Civil de la CDMX 

En este caso, la menor no tuvo que pasar por un examen médico, ni por engorrosos trámites, sólo una opinión especializada y el apoyo del Consejo para Prevenir y Eliminar la Discriminación de la Ciudad de México (Copred).  

Fue entonces que el pasado 22 de julio, Sophía y su madre viajaron a la Ciudad de México para recoger el acta de nacimiento.  

“Su pasado como varón quedó completamente reservado”.  

Te puede interesar: 

VIDEO: Encapuchado intenta arrebatar niña a padre

Rentas congeladas en la CDMX, cielo e infierno bajo el mismo techo

Sismológico registra más de 30 sismos con epicentro en la CDMX

Comentarios