Padres del colegio Rébsamen piden la devolución de 15 mil pesos que pagaron por el curso

El pasado…

El pasado lunes los padres de familia del Colegio Enrique Rébsamen, y que colapsó tras el temblor del 19 de septiembre, tuvieron una reunión en la que exigieron a la dirección el reembolso del monto de inscripción, útiles y uniformes, el cual asciende a entre nueve mil y 15 mil pesos por niño.

Esto después de que la directora del colegio, Mónica García Villegas les demandó el pago de las colegiaturas sin ningún tipo de prórroga. La minuta de la reunión del 25 de septiembre dice:

“La miss Mónica en la reunión anterior pidió se pagaran las colegiaturas con puntualidad, y que no otorgaría ni descuentos, ni prórrogas de ningún tipo, sin embargo se pide al colegio que los padres no paguen colegiatura los meses en los cuales no se dé servicio iniciando por el mes de Octubre, (sic)”.

Ante lo que los padres respondieron:

«Se preguntó al colegio si existe reembolso de reinscripción, inscripción y pagos anuales para los padres de familia que decidan retirar a sus hijos de la escuela (sic)».

La madre de una alumna, que por motivos de seguridad pide se omite su identidad, dijo en entrevista para El Big Data Mx que después de reclamar el pago de las colegiaturas, la directora se retractó, ya que vio la evidente molestia de los padres de familia.

La madre de familia dijo que el pago de inscripción, útiles escolares se hacía en efectivo, a diferencia del pago de las colegiaturas en las que sí se podía facturar.

“Jamás dieron recibo de Hacienda por esos gastos. Esto me hace pensar en evasión fiscal”, advirtió.

Las listas de alumnos son confusas, pero padres de familia calculan que el colegio Enrique Rébsamen tenía una plantilla de alumnos de entre 330 y 350, entre kínder, primaria y secundaria; éstos pagaban una colegiatura mensual de cuatro mil 845 pesos.

La madre de la alumna señaló que existe una molestia general entre los padres de familia, pues la directora no se ha acercado a apoyar de alguna manera a los afectados; no ha brindado el pésame a los papás que perdieron a sus hijos, no ha apoyado económicamente con los gastos funerarios; al contrario, exige pago de colegiatura.

TE INTERESA