La terrible verdad tras las consultas baratas de Farmacias Similares

Josue Huerta
abril 9, 2018

Una investigación interinstitucional realizada en Ciudad de México dejó al descubierto las pésimas condiciones en las que trabajan los médicos que atienden consultorios adjuntos a farmacias y las malas prácticas que los obligan a realizar para vender más medicamentos.

“Si se está caducando un grupo de medicamentos lo  de la farmacia me piden apoyo para prescribirlo a los pacientes. Porque ellos, el personal de farmacia, lo paga si les caduca”.

Lo anterior lo dijo uno de los 32 médicos de la zona centro y sur de la CDMX entrevistados para esta investigación titulada Condiciones de trabajo en consultorios adyacentes a farmacias privadas en Ciudad de México en el cual colaboraron integrantes del Centro de Investigación en Sistemas de Salud y la UAEM.

Entre los testimonios que aportaron los médicos está la presión que reciben por parte de los responsables e incluso los mismos dueños de los consultorios por prescribir los medicamentos de la farmacia con el fin de aumentar las ventas de los mismos, lo cual contraviene a la Ley General de Salud.

En todos los casos los médicos manifestaron insatisfacción laboral, la ausencia de un contrato escrito de prestaciones laborales y la imposibilidad de contar con días de descanso, vacaciones, lo cual está contra la Ley Federal del Trabajo.

También acusan de falta de la negativa de los dueños de las farmacias a permitirles asistir a cursos de capacitación, como sí se dan en otros hospitales. Sin embargo lo único que les llevan son pláticas de las farmacéuticas sobre nuevos medicamentos, los cuales tienen el fin de inducirlos a que receten su producto.

Los doctores refirieron que los encargados de las farmacias llevan un control minucioso de los medicamentos que están próximos a expirara así que  le piden al médico que los recete.

“Cuando el dueño de la farmacia ve que las ventas están bajas obviamente están sobre uno, o activa uno la venta, incluso me han llegado a decir: ‘receta tal suplemento, aunque no lo necesite el paciente”, manifestó otro de los médicos que dio su testimonio para la investigación.

Otro de los factores negativos que mencionan es la presión que ejercen sobre ellos los responsables de las farmacias para que no se tarden mucho con cada paciente, es decir, les piden que den consultas exprés.

“Me fastidia que me toquen y estén tocando (la pared que separa a la farmacia del consultorio) porque me estoy demorando con un paciente”, dijo otro médico.

La Situación de Los Consultorios en Farmacia by Josué Huerta on Scribd