Éstas son las posturas entorno a la Línea 7 del Metrobús

2 junio 2017 9:27 pm

Redacción El Big Data

Por:

Renovando la experiencia de informarte

En las últimas semanas las obras de la Línea 7 del Metrobús se han visto envueltas en una serie de acusación por parte de vecinos –principalmente de la colonia Polanco, Lomas de Chapultepec, Anzures y Granadas– y la defensa de organizaciones en pro de la movilidad y las propias autoridades capitalinas.

Aquí te damos las posturas de todas las partes sobre los puntos más debatidos.

  1. Los vecinos aseguran que la obra traerá daños ambientales a la zona y que se afectará el Bosque de Chapultepec, ya que se desincorporarán cientos de metros cuadrados para construir la estación de transferencia que conectará con los autobuses que van a Santa Fe.
    Datos de la Secretaría de Obras y Servicios aseguran que el trazo no afecta el Bosque de Chapultepec. Organizaciones civiles aseveran que al fomentar el transporte público se desincentiva el uso del auto, lo que contribuye a la movilidad y por ende al medio ambiente. Se beneficiará a 130 mil personas diariamente.
  2. Se denuncia que el Gobierno de la ciudad licitó las mismas unidades de diésel, en lugar de invertir en transporte eléctrico.
    Organizaciones como Instituto de Políticas para el Transporte y el Desarrollo (ITDP), World Institute México, El Poder del Consumidor, Ethos Laboratorio de Políticas Públicas, Greenpeace, el Instituto Mexicano para la Competitividad y Bicitekas emitieron un comunicado para destacar que la Línea 7 sustituirá 180 autobuses contaminantes por 90 unidades Euro VI, norma europea de bajas emisiones.
  3. El proyecto contempla el derribo de 640 árboles, incluyendo especies de sauces que son considerados patrimonio urbanístico de la ciudad.
    La Secretaría de Obras asegura que si bien el proyecto contemplaba el derribo de 618 árboles, la cifra se redujo a 369, y a modo de compensación se invertirán 18.9 mdp en el Fondo Ambiental.
  4. La confinación de carriles traerá consigo el aumento congestionamiento vial, ya que se reducirá la velocidad considerablemente.
    Las organizaciones en pro de la movilidad no coincidieron en este punto destacando la importancia de  desplazar el auto por el transporte masivo.
    La Secretaría de Obras asegura que se tendrá un ahorro superior al 40% en tiempos de traslado así como aumento en la seguridad personal y vial de los usuarios del transporte público.
  5. Una de las principales demandas de los vecinos, y por la que incluso interpusieron, junto con la Academia Mexicana de Derecho Ambiental, un amparo es que el proyecto carece de estudios de impacto ambiental y que no se comprueba la mejora en la movilidad de los usuarios.
    Los defensores de la obra aseveran que disminuir el número de autos y sustituir las unidades contaminantes se van a reducir 19 mil toneladas de CO2 al año.
  6. Los vecinos denuncian la construcción de la Línea 7 afectará al menos 100 monumentos históricos y artísticos que se encuentra sobre Paseo de la Reforma y la Calzada de los Misterios , ambos considerados espacios abiertos monumentales. Incluso la ex directora de la Procuraduría Ambiental y del Ordenamiento Territorial (PAOT) acusó a Gobierno capitalino de no tener los permisos del INAH, pues Paseo de la Reforma es un bien federal.
    Por su parte, la Secretaría de Obras informó que junto con el INAH se dará mantenimiento a los monumentos ubicados en la zona. Asimismo aseguraron que cuentan con todas las autorizaciones en regla tanto de medio ambiente, seguridad pública e INAH.
  7. De acuerdo con los señalamientos de la Academia Mexicana de Derecho Ambiental esta obra no protege el patrimonio histórico y cultural, además de que no podrá cumplir con su objetivo de movilidad al ser una arteria con constantes manifestaciones y afectará a los ciclistas, pues será un obstáculo para actividades como Muévete en Bici.
    Las organizaciones sociales que defienden el proyecto aseguran que una de las virtudes de este proyecto es su concepto de calle abierta, la cual le da prioridad a los peatones y ciclistas, además de que se habilitarán cruceros seguros, conservará la ciclovía, incluyendo la ciclovía pendiente de la Estela de Luz a Periférico.
    En cuanto al tema de las manifestaciones, la Secretaría de Obras aseguró que la Dirección de Metrobús tiene contacto permanente con las Secretaría de Seguridad Pública para facilitar la operación y en dado caso trabajar en circuitos.
Comentarios