Dos chicas con tal solo 20 años de edad, estafaron al sistema de salud público disfrazándose de ancianas para poder ser vacunas contra Covid-19. 

Para lograrlo se colocaron guantes, gorros y anteojos  y ataviadas así llegaron al puesto de vacunación, pero alguien se dio cuenta que en realidad eran unas muchachas disfrazadas haciéndose pasar por mujeres de 65. 

Al revisarlas bien , notaron que sus identificaciones confirmaban que no llegaban a los 65, sin embargo descubrieron que el certificado de vacunación refería que ya se les había suministrado la primera dosis. 

"No sé cómo lo lograron la primera vez, pero vinieron con guantes, anteojos, todo y probablemente tengan 20 años", dijo el alguacil del condado de Orange, Estados Unidos, en donde ocurrió este hecho y también en donde la vacunación se privilegia para mayores de 65. 

El funcionario dijo que la cantidad de personas que tratan de vacunarse sin tener la edad u otros requisitos podría ser más alta de lo que se cree.

Se estima que el número de personas vacunadas en Florida, con una población total de más de 21 millones de habitantes, es de 2.43 millones.

jh

Temas: