El presidente, Andrés Manuel López Obrador, confirmó que existe una diferencia con el secretario de Comunicaciones y Transportes, Javier Jiménez Espriú, por su decisión de otorgar a la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) y a la Marina, el control de los puertos y las aduanas marítimas y terrestres del país.

“Ahora tenemos en puerta un asunto que vamos a resolver sobre la administración de las aduanas y puertos, es claro que el secretario de Comunicaciones, que es un hombre con criterio, no está de acuerdo en que la Secretaría de Marina se haga cargo”, dijo el presidente durante su conferencia matutina.


Te sugerimos: AMLO sin información "certera" sobre posible renuncia de Jiménez Espriú


A pesar de la inconformidad expresada por el titular de la SCT, el presidente reiteró que el cambio en la gestión en puertos y aduanas es necesario para frenar el tráfico de drogas y armas en estos puntos de acceso del país.

Como secretario de Comunicaciones y Transportes, Jiménez Espriú gestionó la cancelación del Nuevo Aeropuerto Internacional de México en Texcoco y la sustitución del proyecto por el Aeropuerto Internacional de Santa Lucía, actualmente en construcción.

El presidente anunció este martes que será mañana cuando se reúna con el secretario de Comunicaciones y Transportes y definir si hace efectiva la presunta renuncia que desde el domingo pasado se ha señalado hizo el funcionario federal a su cargo.

Temas: