Tras la difusión de un video que muestra el momento en que una bala perdida mató a Santiago, de 9 años, en San Pedro Chulula,  Puebla, compartimos un recuento de casos que han cobrado la vida de otros niños.

Leer más: [VIDEO] Captan momento en que bala perdida mata a niño que ayudaba a su abuelito en Puebla

Madison, siete meses

En Milpa Alta, una pequeña de siete meses falleció luego de que en su cuello quedara alojada una bala que los doctores fueron incapaces de detectar.

De acuerdo a la narración de la madre de la menor, la noche del 17 de febrero Madison comenzó a llorar repentinamente de manera desesperada y tenía el cuello ensangrentado.

Luego de ser atendida en el Hospital General de la zona, la menor regresó a casa, en donde presentó un cuadro de temperatura.

A pesar de ser hospitalizada nuevamente, ahora en el Hospital Pediátrico de Legaria, murió esa misma noche.

Vivian, siete años

Horas antes de celebrar el Año Nuevo, la menor de siete años jugaba en el patio de su casa, ubicada en Santa María Petapa en Oaxaca, cuando una bala perdida atravesó el costado izquierdo de su cabeza.

Vivian luchó por su vida durante varios días; sin embargo, el 4 de enero su cuerpo no resistió más y falleció al interior del Hospital Infantil 'Federico Gómez'.

Ricardo, 13 años

Al asistir a una pijamada en agosto de 2018 en el municipio de Escobedo en Nuevo León, Ricardo, de 13 años, nunca imaginó que una bala acabaría con su vida.

Medios locales informaron que el menor se encontraba al interior de la vivienda cuando escucharon una detonación.

Por lo que se asomó a la ventana para ver lo que sucedía y una bala impactó en su pecho matándolo instantáneamente.

Jesús Antonio, 15 años


Era la hora del recreo, cuando al estudiante de tercer año de secundaria una bala perdida lo alcanzó mientras jugaba fútbol en el patio de la Escuela Secundaria Técnica No.60 en Reynosa, Tamaulipas.

Reportes oficiales indicaron que el proyectil que mató al menor fue producto de una balacera entre miembros de una banda del crimen organizado y policías de la entidad.

El cuerpo sin vida del menor quedó tendido al interior de la escuela ante la mirada atónita de los testigos.

Sebastián, 4 años

El 17 de abril de 2018, el pequeño de 4 años falleció por un impacto de bala en su cuello en la calle Colorines de la colonia Valle del Sur en Iztapalapa.

Los informes policiacos detallaron que la bala perdida provenía de un doble homicidio que se había perpetrado a escasos metros de donde el menor caminaba junto a su madre.

Sebastián falleció a bordo de la ambulancia que lo trasladaba al hospital.

Te puede interesar:

Ante inseguridad, CCH difunde manual de prevención para sus estudiantes

Asesinato de alumna de CCH Oriente indigna a la UNAM: rector Graue

[VIDEOS] Enfrentamientos, heridos y confusión reportan en Venezuela tras llamado de Guaidó a un levantamiento militar

KVG

Temas: