La alcaldesa Lía Limón urgió al Gobierno de la Ciudad de México a atender de manera inmediata los deslizamientos de tierra en los taludes en Álvaro Obregón, y que se originan por la temporada de lluvias.

Con el objetivo de prevenir graves daños a las y los vecinos, personal de la alcaldía colocó más de 140 metros cuadrados de membrana plástica como medida de mitigación en el talud, ubicado avenida Sur 122 y Paralela 4 de la colonia Pino Suárez, para evitar que se siga desgajando.


Te sugerimos: Denuncian a jóvenes que "viajaron" en el techo del Metro, por ataques a las vías de comunicación


Limón supervisó estos trabajos y enfatizó que el pasado domingo 3 de julio, debido a las lluvias ocurrió un deslizamiento de tierra y afectó el hogar de dos familias que habitan al borde de un talud lo que los dejó “ante un peligro inminente”.

Acotó además que estas obras rebasan la capacidad financiera de la alcaldía, y por ello mandaron 34 oficios a instancias del Gobierno de la Ciudad e incluso a la Comisión Nacional del Agua (Conagua), para solicitar apoyo en las obras de mitigación en diversos puntos de la demarcación.


Te sugerimos: Las alcaldías CDMX que más bajaron su percepción de inseguridad replicaron una misma estrategia


Los deslizamientos de tierra en Álvaro Obregón no son raros, recordó la edil, pues las características físicas de la alcaldía la colocan como una de las más vulnerables en temas de riesgos y protección civil.

“En Álvaro Obregón trabajamos 24/7 monitoreando riesgos y como primeros respondientes. Reiteramos nuestra solicitud al Gobierno central para que atienda esta problemática a fin de proteger la vida y garantizar la seguridad de las personas”, finalizó.

ARM

Temas: