¿Un celular que se le cayó a alguno de los saqueadores?, ¿alguien estaba fumando cerca?, le preguntamos a un científico qué pudo haber incendiado la

gasolina

que brotaba de un ducto de Pemex en Tlahuelilpan.



Leer más: Ascienden a 91 víctimas por explosión de ducto en Hidalgo



De acuerdo con el investigador,

Benjamín Ruiz Loyola,

profesor de tiempo completo

de la

Facultad de Química

, al menos cuatro factores pudieron provocar la

explosión

y el

incendio

posterior en el

ducto Tuxpan-Tula

, perforado por una

toma clandestina

el 18 de enero pasado:



  1. Una chispa provocada por fricción de herramientas al tratar de hacer más grande la perforación en el ducto.

  2. Una chispa provocada por ropa de materiales sintéticos.

  3. Una chispa provocada por la fricción del gas del hidrocarburo en el aire.

  4. Un fumador que, aunque se encontrara a menos de 800 metros de la fuga, pudiera provocar una fuente de ignición debido a la gran concentración de vapores de gasolina en el ambiente.


 





Ruiz Loyola

explicó que la concentración por

vaporización

de la

gasolina

que brotó del ducto fracturado puso, incluso sin una fuente de ignición como una chispa o una flama directa, provocar la explosión por el simple contacto con el aire.



De acuerdo con datos de

Petróleos Mexicanos,

desde que la fuga fue detectada se liberaron por la fractura del

ducto

alrededor de nueve mil 785 barriles de

gasolina

Premium.



Leer más: Piden “no tratar como animales” a las víctimas de explosión en Tlahuelilpan


“Los hidrocarburos como el gas, como en este caso la gasolina, tienen características de inflamabilidad especiales, y cuando se da una cierta concentración en la mezcla con el oxígeno de aire, la combustión, es decir que se inicie, que se encienda la mezcla, puede ser espontáneo, es decir, no necesita haber otro factor más que el hecho de que en el aire se alcance una cierta concentración del hidrocarburo mezclado con el oxígeno del aire”, detalló el especialista de la UNAM.


En entrevista con

El Big Data

, el académico agregó que otro factor que pudo provocar la

explosión

es el uso de herramientas no especializadas con las que los pobladores hubieran golpeado el

ducto

para ampliar la fractura, lo que habría ocasionado una chispa.



El profesor indicó que si algunas personas llevaban

ropa de fibra sintética

como poliéster, por ejemplo ‘nylon’, el roce de estas prendas puede generar electricidad estática y provocar una chispa que fuera fuente de la

explosión.


“El simple movimiento en el aire del hidrocarburo, la fricción del chorro del hidrocarburo, puede ser suficiente para que se encienda”, aseguró.


Leer más: CNDH inicia queja por posibles omisiones en explosión de Tlahuelilpan



Ruiz Loyola

 indicó que incluso cuando se hacen descargas controladas de auto-tanques o pipas se deben seguir protocolos como conectar el vehículo a tierra para evitar una descarga que provoque una ignición o la

explosión

del

combustible


-Temperatura-


La temperatura del ambiente en el momento de la

explosión

no tuvo nada qué ver, dice tajante el doctor. “No necesita hacer calor, no necesita haber sol, lo que tiene que ver es la concentración (de vapores) para que se pueda dar un problema como el que vimos.”



En 2003,

Ruiz Loyola

se convirtió en el primer inspector mexicano de armas químicas de la

Organización de las Naciones Unidas

en Irak.



Ruiz Loyola

recomendó reforzar campañas de información para que la población conozca los riesgos y peligros que implica el manejo de materiales combustibles como la

gasolina.



Te puede interesar: 



Grupo intenta rescatar a ladrones del MP



[VIDEO] Sujeto apuñala y mata a mujer embarazada



Vendedor de tamales asesina a pareja de asaltantes en Magdalena Contreras