La próxima semana, que va del 8 al 12 de junio, la Ciudad de México permanecerá en semáforo rojo, confirmó la jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum.

Esto significa que sólo estarán permitidas las actividades esenciales, es decir, las médicas, farmacéuticas, venta de comida, así como la construcción, la minería y la producción de cerveza, entre otras.

"La ciudad está en semáforo rojo, esto es lo que anuncia el subsecretario, (Hugo) López Gatell, ayer en este acuerdo que se tiene con todos los estados, entonces toda la semana que entra la ciudad está en semáforo rojo", apuntó en videoconferencia.


La razón principal, dijo Sheinbaum, es que no se ha reducido el número de personas hospitalizadas por coronavirus Covid-19.

Los cuales, hasta el 4 de junio, eran cuatro mil 474 hospitalizados, de los que tres mil 410 son pacientes no intubados y mil 64 intubados.

De acuerdo con el semáforo epidemiológico, para que la ciudad pase de color rojo a naranja se tendría que presentar una ocupación menor a 65% y dos semanas de tendencia a la baja en las hospitalizaciones. 

Aunque, señaló que durante 14 días se ha dado una estabilización en el número de hospitalizaciones, es decir, no han existido aumentos importantes. 

La jefa de Gobierno informó que en la capital se registran hasta el 4 de junio a las 99:00 horas, 28 mil 389 casos confirmados acumulados de Covid-19, de los cuales tres mil 945 siguen activos. En tanto que reporta tres mil 456 decesos por coronavirus Covid-19.

Temas: