Atrás de la Central de Abasto de la Ciudad de México, existe un callejón en donde abundan los moños negros pegados en las fachadas de casi todas las casas.  

Se trata del Callejón del 57, ubicado en el barrio de San Pedro, Iztapalapa. Ahí han ocurrido en las últimas semanas unas 40 muertes atípicas, cuyas víctimas han tenido los mismos síntomas como tos seca y problemas para respirar. 


Te sugerimos: Iztapalapa ordena cavar decenas de fosas para enterrar a muertos por Covid


La reportera de El Universal, Carina García, fue quien obtuvo estos datos al ir a este punto y entrevistar al profesor Óscar Navarrete, vecino del lugar, quien indicó que no puede afirmar que todas las 40 muertes hayan sido por Covid-19 puesto que las muertes de esas personas fueron muy rápidos y no se les realizaron pruebas. 

imagen-cuerpo

los vecinos del callejón del 57 viven en total paranoia

|

Foto: el universal

Aunque lo que sí pudo afirmar es que tuvieron sintomatología similar a la del coronavirus y todos han muerto en un lapso demasiado corto, algo que jamás había ocurrido. 

Narra que en la actualidad hay dos o tres fallecidos por vivienda, razón por la que ni siquiera los médicos de la zona, "los médicos de toda la vida" como les dice él, los han querido atender. 

imagen-cuerpo

Y luego el profesor Óscar Navarrete narró algo drástico y revelador para entender la velocidad con la que se están presentando las muertes por síntomas de coronavirus en el Callejón del 57:

"Aquí hace unas semanas se hizo un rosario por los difuntos que llevamos en el barrio e iban 28... pero a estas fechas ya sumamos los 40 difuntos". 


Te sugerimos: Hombre de 108 años se impone al coronavirus y sale de aislamiento


Indica que hay familias con hasta tres enfermos, otras más en donde tanto el padre como los hijos han fallecido, advierte que todos viven una paranoia como si enfrentaran el fin del mundo. 

Muchos de los habitantes del Callejón del 57 trabajan en la Cental de Abasto, zona considerada por las autoridades de la CDMX como de Alto Contagio

Con la poca esperanza que les queda los vecinos piden a la alcaldía Iztapalapa una sanitización profunda del callejón y el barrio, para ver si así pueden detener el avance de las muertes

JH


Temas: