Los contagios, hospitalizaciones y defunciones a causa de Covid-19 se incrementarán en los próximos días en México, reconoció el subsecretario de Prevención y Promoción a la Salud, Hugo López-Gatell.

"Las defunciones no han aumentado, aun cuando estamos conscientes que las defunciones tienen un desfase, y se presentan de 14 a 21 días después de cuando empiezan a aumentar los casos, eventualmente van a subir, posiblemente un pico, pero muy poco comparado con lo que hubiera ocurrido en ausencia de vacunación o con otras variantes", aseguró.


Te sugerimos: En semanas, la mitad de los mexicanos tendrá Covid, por alta propagación de Ómicron: especialista


El funcionario explicó que con la variante Ómicron no está ocurriendo y se ve en otros países, por lo tanto en México es el mismo patrón de comportamiento de la enfermedad.

Las camas de hospitalización general, advirtió, ya registran un repunte y se encuentran en 21 por ciento de ocupación, en tanto que las camas equipadas con ventilador tienen una ocupación de 14 por ciento.


Te sugerimos: AMLO premió a esta enfermera por su labor en la pandemia y ahora está desempleada


López-Gatell reiteró también que las pruebas de detección de Covid-19 sólo se deben aplicar a personas con síntomas de la enfermedad y con alguna comorbilidad y no aplicarlas masivamente, además, si alguna persona presenta tos, ronquera y fiebre, se debe asumir como una enfermedad respiratoria y quien los padece debe aislarse para no propagar el contagio.

"Si todas las personas que tienen tos, dolor de garganta se aceleran a ir por una prueba Covid, lo que va a ocurrir es que se van a angustiar porque van a estar en una fila de un laboratorio público privado esperando recibir una prueba Covid, pero además le van a restar la oportunidad de tener un aprueba Covid a una persona que por razones médicas es imprescindible que se determine si tiene o no Covid. Insisto, la escasez de pruebas es mundial", sentenció el subsecretario.


ARM

Temas: