Andrés Manuel López Obrador, presidente de México, respeta la autonomía de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), pero insistió en que el neoliberalismo sí la tomó y quedó al servicio del régimen.

Durante su mañanera, el mandatario sostuvo que la máxima casa de estudios es una gran universidad, a la cual no han podido destruir. Destacó que conserva su importancia, gracias a su cuerpo académico e investigadores, pese a los cambios de los últimos tiempos.


Te sugerimos: Estudiantes convocan a PARO en la UNAM; exigen una disculpa pública al presidente


No obstante, esta debe reformarse, porque fue tomada y puesta al servicio del régimen, pues reiteró que académicos de la UNAM fueron cooptados para convertirse en ideólogos del neoliberalismo, principalmente en el sexenio de Carlos Salinas.

Detalló que a partir de ese periodo "ya no se tocaron los grandes y graves problemas nacionales en la UNAM. Entonces eso es lo que nosotros planteamos que tiene que reformarse la universidad porque incluso se salvó, porque querían cobrar cuotas, querían privatizar", subrayó.



Te sugerimos: UNAM le da un ´tenga, para que aprenda´ a AMLO: "Compromiso con la nación es incuestionable"


Afirmó que su Gobierno seguirá apoyando a la UNAM, pero hizo énfasis en que "no debe ser un instrumento, un medio, para mediatizar. La educación tiene que ser un factor para la libertad, para el ejercicio de los derechos de los ciudadanos, la toma de consciencia y sobre todo para la fraternidad y solidaridad, para que el que estudia ponga sus conocimiento al servicio de la sociedad".


Te sugerimos: AMLO critica a la UNAM: perdió su esencia y se volvió defensora neoliberalista


Previamente, miembros de la comunidad estudiantil de la UNAM comenzaron a convocar a un paro de actividades, para que el mandatario mexicano realice una disculpa pública.

Ante las constantes críticas que ha emitido el presidente, circula en redes sociales un exhorto a un paro de 48 horas, programado para el 4 y 5 de noviembre.

Temas: