Durante un megaoperativo realizado en Toluca, Estado de México, por efectivos de la Secretaría de Defensa Nacional (Sedena) en conjunto con 20 dependencias estatales y del ayuntamiento, para exhortar negocios no esenciales, ambulantes comenzaron un conato de bronca por esta acción. 

Los comerciantes aseguran que sus ventas son esenciales para el desarrollo de la población de Toluca, por lo cual hicieron frente a los uniformados, lo que desató una riña entre ambas partes. 


Te sugerimos: Van siete detenidos en Jalisco por no acatar medidas sanitarias


La discusión entre ambulantes y elementos de seguridad se presentó en las calles de Juárez y Morelos, donde vendedores del Cosmovitral interceptaron al operativo, mismo que - con medidas preventivas - los invitaban a retirarse de las banquetas.

Ante esto más trabajadores de la misma organización de vendedores se sumaron al reclamo por los retiros en las calles señaladas, en este momento los efectivos comenzaron a arrojar gas lacrimógeno para detener la bronca. 


Te sugerimos: En Querétaro se revelan a pedradas y balonazos al aislamiento domiciliario


La discusión evolucionó en un diálogo entre ambas partes, misma que incitó a los vendedores ambulantes a retirarse de las calles a cambio de que el gobierno municipal les brinde apoyo económico. 

No se reportó ninguna persona lesionada en los hechos.



RCS.

Temas: