El 19 de noviembre 1984 varios contenedores de PEMEX, ubicadas en San Juan Ixhuatepec (San Juanico), explotaron provocando una ‘onda expansiva de 20 kilómetros’ que carbonizó todo a su paso.

Temas: