A pesar de que el deguste de insectos sea una práctica gastronómica que en México se practica desde el siglo XVI, algunos platillos dejan a los comensales con el ojo cuadrado cuando llegan a su mesa, tal es el caso del taco de tarántula. 

Este peculiar y salado plato se encuentra a la venta en el mercado de San Juan, ubicado en la calle Ernesto Pugibet, en el Centro Histórico de la Ciudad de México y es uno de los más exóticos que se ofrecen en el espacio. 


Te sugerimos: Mucio Israel solicita trabajo a ciudadanos; quiere ser diputado en la CDMX


No obstante, este taco no es apto para todos los paladares ni para todas las fobias, ya que, más allá del aspecto del mismo, su preparación requiere ser cauteloso, ya que de lo contrario el cliente podría sufrir adormecimiento en  la lengua por la toxicidad del insecto. 

"La tarántula tiene unos bellos que cubren y protegen su cuerpo, por lo tanto se tienen que quemar y posteriormente freirla y retirar los colmillos. Usualmente se acompaña solamente con una tortilla y limón. Se comen las patas y la cabeza, la panza no", declaró Andrés García Bernal, cocinero del local ´El Chilango Loco´ en el mercado señalado.


Te sugerimos: Hombre EMPUJA a su esposa EMBARAZADA a un acantilado para COBRAR SEGURO


La especie de araña para este plato es ´tarántula patas rojas´ y se consigue en el Estado de México, donde se ubican criaderos especializados en la reproducción de la especie para el consumo. 

Su sabor, detalló Andrés, es similar al del resto de insectos comestibles; salado y seco.

Con información de Revista Chilango

RCS.

Temas: