Un hombre terminó gravemente atropellado por su compadre, luego de que ambos sostuvieron una pelea a golpes con una pareja de policías que pretendían arrestarlos por estar alterando la paz pública y agredir a habitantes de una colonia en Guatemala.

Autoridades del departamento de San Marcos refirieron que los implicados se encontraban en estado de ebriedad y rondaban las calles de San Juan de Dios, en el municipio de Malacatán, molestando e intentando asaltar a las personas que encontraban en la calle.

Vecinos de la zona advirtieron de esta situación a la policía local, por lo que motopatrulleros llegaron casi de inmediato. Al verse descubiertos, la pareja de hombres optó por retirarse del lugar abordo de un automóvil tipo Tsuru.

Sin embargo, antes de que escapar los agentes intentan detenerlos. Para evitar que los apresaran, los sospechosos comienzan a reñir con los uniformados, quienes comienzan a someterlos.

Justo en este momento, uno de los individuos logra subirse a su vehículo para huir. No obstante, prefiere echarse de reversa para atropellar a los policías, sin percatarse que su compañero está en el suelo.

Sin medir las consecuencias, pasa por encima de su compañero, mientras que los policías resultan casi ilesos.

Testigos que videograbaron el instante en que todo ocurre, no pueden evitar gritar aterrados por la situación y ver como queda aplastado el presunto infractor.

Posteriormente, las autoridades guatemaltecas indicaron que el sujeto sufrió trauma de cráneo y politraumatismo general a consecuencia de ser arrollado, mientras que uno de los agentes sufrió lesión en una de sus piernas.

De acuerdo con el último parte médico, el civil se encuentra grave; además trascendió que el responsable afirmó nunca haberse percatado de que su compadre ya estaba sometido en piso.

Temas: