Durante los festejos por el aniversario de la Independencia de México existe la tradición de quemar fuegos artificiales, una práctica que genera cada vez más conciencia debido a las afectaciones tanto para el medio ambiente como para la salud.

Esta costumbre -adoptada gracias a que los españoles trajeron a nuestro territorio la pólvora- ganó popularidad en el siglo XIX y actualmente América Latina es la segunda mayor región productora de fuegos artificiales a nivel mundial, de acuerdo con datos del Instituto Mexiquense de la Pirotecnia.

De hecho, los mexicanos gastamos, históricamente, más de mil millones de pesos en pirotecnia para los festejos del 15 de septiembre.


Te sugerimos: ¡No me limiten! IMSS recomienda comer pozole de pollo para evitar sobrepeso


De acuerdo con la empresa Alcon México, la contaminación, el riesgo de quemaduras y la irritabilidad en los ojos son algunas de las formas en que la quema de pirotecnia nos afecta a todos.

Así que, si estás pensado el utilizarla durante estos festejos patrios, será mejor que estés al tanto de los riesgos que esto conlleva.

Si bien, la pirotecnia es un espectáculo visual, después se convierte en una mezcla de sustancias tóxicas que liberan monóxido de carbono (CO2) y las famosas partículas suspendidas (PM 2.5) que de concentran no solo en el aire sino en ríos u lagos.

La contaminación en el aire puede aumentar hasta 70% con la quema de pirotecnia, lo que genera en las personas irritabilidad en los ojos, incluso desarrollar enfermedades visuales y respiratorias crónicas.


Te sugerimos: Vecino héroe persigue a asaltante y lo choca sobre la Zaragoza, en la Agrícola-Pantitlán


Asimismo, ver pirotecnia durante un tiempo prolongado y de cerca puede afectar de forma permanente la vista de las personas, pues es como ver directamente al fuego.

Aumenta el número de quemaduras. Datos del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) señalan que en las fechas patrias incrementa hasta 40% las urgencias por quemaduras en manos (30%), ojos (28%), cabeza y cara (15%).

Los accidentes en general aumentan 300%, de acuerdo con la Fundación Mexicana para la Dermatología.

Igualmente, se ha demostrado que el ruido que produce este espectáculo puede generar en las mascotas desde taquicardia, temblores, falta de aire, náuseas, pérdida de control, miedo y hasta la muerte a causa de un infarto.

Así que durante estos festejos patrios piensa dos veces antes de quemar fuegos pirotecnia.

Temas: