“La cuarentena en Argentina se anunció un miércoles, teníamos que tomar un avión para un concierto ese mismo fin de semana, pero, a la fecha, aún tenemos la maleta armada”, recuerda nostálgico Ezequiel Bolli, bajista de La Beriso, banda de rock argentina con 22 años de trayectoria.  

Debido al inicio de la pandemia en Argentina, la vida del músico - en su mayoría hiperactiva - se vio frenada de tajo, acto resentido por los integrantes de La Beriso, pues tenían tres shows agendados para el mes de marzo. 

Al igual que en México, la nueva cepa del virus llevó al cierre de recintos culturales del país albiceleste, de acuerdo con el Instituto para el Desarrollo Empresarial de Argentina (IDEAr), alrededor de 3 mil establecimientos dedicados al entretenimiento debieron suspenderse. 


Te sugerimos: "Paren clases en línea, mis alumnos no tienen ni para internet": maestra


Lo anterior llevó a la pérdida de empleos de aproximadamente 500 mil personas; entre personal del recinto, músicos y staff; lo que recayó también en la agrupación, relató Ezequiel. 

“En la música rock, los conciertos son la única forma que tienen las bandas de subsistir, pero ante la pandemia, en los primeros que pensamos es en la gente que no son músicos y viven de los shows. Cuando apenas empezó esto, lo primero que buscamos fue darle tranquilidad a nuestro staff para asegurarles que no se iban a quedar sin trabajo”

El bajista, declaró para El Big Data, que La Beriso cuenta con, al menos, 23 personas dedicadas a la producción de sus conciertos en vivo, a las cuales se les aseguró un ingreso económico hasta fin de año; cantidad acorde a lo recabado en dos eventos de la banda. 

Ante la pérdida de empleos, el Ministerio de Trabajo de Argentina implementó medidas para ‘monotributistas’ (trabajadores independientes) para aquellos que hayan perdido su fuente de ingreso, sin embargo, para el staff de la banda, la situación es más complicada. 

imagen-cuerpo

“Los que trabajan con nosotros no pueden ser declarados como empleados fijos, porque eso conlleva a recibir un sueldo fijo, pero en la industria respetar el mismo ingreso es complicado. No hay un marco legal que represente exactamente cómo es la actividad”, declaró. 

Confinamiento ‘musical’, videollamadas y ensayos a distancia

Con la maleta intacta, Ezequiel comenzó su respectivo confinamiento - a inicios de marzo - rodeado de dudas, videollamadas, y música; un reto más a vencer en la lista de la banda, aseguró el bajista. 

De acuerdo con medios locales, Alberto Fernández, presidente de Argentina, decretó el 19 de marzo aislamiento social obligatorio, por lo cual los habitantes de Argentina no podían pisar las calles.


Te sugerimos: Muere la actriz Cecilia Romo, tras una larga batalla contra el Covid-19


A partir de entonces el hogar de Ezequiel se convirtió en su estudio y su laptop en su sala de juntas. 

“Para mí el confinamiento significó un corte tajante a mi forma de vida. Es muy difícil para uno cambiar lo que te hace circular la sangre por las venas (tocar en vivo) por una monotonía; estamos enfrentando nuestro peor miedo, no poder tocar”, relató.

 Llega una luz de esperanza

De acuerdo con datos de IDEAr, antes del pandemia alrededor de 8 millones de personas disfrutaba de distintas actividades de ocio y entretenimiento en el país, esta premisa  así como la disminución de contagios ,  fueron los pilares para que en Argentina comenzara a reactivarse en el sector. 

imagen-cuerpo

La Industria del Entretenimiento Argentino (IDEAr) efectuó una reunión donde se evaluó la realización de conciertos streaming, con la finalidad de apoyar la economía de aquellas personas afectadas por la pandemia

En dicha junta empresarial se contó con representantes del mítico espacio de eventos Luna Park donde La Beriso presentará el primer concierto streaming en Argentina, esto tras cinco meses de confinamiento

Ezequiel, detalló que, a pesar del confinamientoLa Beriso estuvo a tope en trabajo como fueron los ensayos: “fue raro que Rolo (el vocalista de la banda) no nos mandara el adelanto de una canción, así que no me quedó de otras más que darle a mi bajo”, recordó.


Te sugerimos: India bate récord mundial por Covid, con más de 78 mil contagios en un día


La Beriso marcará un antes y un después en la historia de los conciertos streaming, ya que el show pactado para el próximo 12 de septiembre será además en realidad virtual: los espectadores que cuenten con un casco ‘VR’ serán transportados al Luna Park. Sin embargo esta tecnología aún causa incertidumbre en el bajista. 

“No tengo idea cómo se llevará a cabo, supongo que será como una sesión de estudio grabada, pero lo que sí aseguro es que transmitiremos toda la energía acumulada de estos cinco meses en una sola noche”, enfatizó. 

Detalló que su duda se debe a que aún no se realizan los ensayos para el mismo, sin embargo tendrán dos semanas para repasar sus canciones en el Teatro de Buenos Aires. 

imagen-cuerpo

Tras más de 130 días de aislamiento social aunado a una vida electrónica, Ezequiel Bolli puntualizó:  “¡Qué ganas de volver a un escenario!” 

 







Temas: