Adiós al acoso de morosos

25 agosto 2016 3:58 pm

A partir de esta semana ya se considera delito que alguien utilice medios ilícitos, engañe, hostigue o intimide para cobrar una deuda.

De acuerdo con Artículo 209 Bis que se adicionó al Código Penal para el Distrito Federal la sanción para quien incurra en esta conducta será de seis meses a dos años y multa de 150 a 300 días de salario mínimo.

El decreto publicado en la Gaceta Oficial especifica que las sanciones correspondientes también aplicarán si, para tal efecto, se emplearon documentación, sellos falsos o se usurparon funciones públicas o de profesión.

En cuanto a la reparación del daño cometido, se atenderá lo dispuesto en el artículo 46 del Código, que para tal efecto señala entre otros a los servidores públicos, dueños de empresas o encargados de negociaciones o establecimientos mercantiles de cualquier especie, además de sociedades o agrupaciones.

Comentarios