El desnivel de Mixcoac busca inhibir los accidentes viales y recuperar espacios públicos

17 agosto 2017 6:00 am

El desnivel de Mixcoac-Insurgentes no sólo ayudará a descongestionar vialidades como Circuito Interior, avenida Río Mixcoac, Insurgentes Sur, Barranca del Muerto y el Eje 8 Sur José María Rico, sino que promete mejorar el espacio público y zonas urbanas aledañas a la construcción.

En primer lugar se creó un parque lineal para el cual se contó con la participación de los vecinos de la zona, quienes aportaron ideas para los 20 mil metros cuadrados que se cubrieron con árboles, andadores y fuentes.

Las áreas verdes contarán con seis diferentes especies de arbolado como son encino, roble, magnolia, crespón, pata de vaca y sicómoro, que en total sumarán 420 árboles.

“Construimos un parque lineal para mejorar la imagen urbana de toda la zona y tener áreas de estar y de descanso para los residentes o las personas que laboran en la parte aledaña del desnivel”, señaló el subdirector de Construcción de Obras Públicas de la Secretaría de Obras capitalina, Ricardo Olvera.

Asimismo, se instalaron cinco fuentes que contarán con un sistema de reciclaje para que el agua no se desperdicie; de igual manera, construirán espejos de agua.

Como parte de las obras de mitigación, se recuperó un terreno que se utilizaba como estacionamiento privado para crear la Plaza Platero, un espacio que tendrá fuentes y bancas para crear un lugar de esparcimiento.

Buscan inhibir accidentes

De acuerdo con el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), durante el año 2015 se presentaron 255 mil 863 choques de automóviles en la Ciudad de México y la mayoría de los accidentes se debieron a que el material con el que fueron construidas las vialidades era demasiado agresivo para que un ser humano pueda tolerar un impacto.

Por esta razón, y como lo marca la Secretaría de Movilidad, en las agujas de desincorporación del desnivel de Mixcoac-Insurgentes fueron colocados amortiguadores que se encargarán de absorber la energía al momento de un impacto, ya que se repliegan para que el impacto hacia el conductor no sea tan fuerte o que no llegue de manera directa, detalló Ricardo Olvera.

Una de las prioridades de esta obra es la seguridad de los peatones, por lo que también se construyeron 16 pasos seguros, mismos que garantizarán que el camino de las calles colindantes hacia el parque no tenga contratiempos.

Además se sustituyeron 32 mil metros cuadrados de banquetas en el Circuito Interior, avenida Río Mixcoac, Insurgentes Sur, Barranca del Muerto y el Eje 8 Sur José María Rico.

Adicionalmente, la zona contará con 400 nuevas luminarias, cada una con dos lámparas con más de 800 puntos de luz.

Últimos detalles

A pasos apresurados, los trabajadores retocan los últimos detalles para que la primera quincena de agosto se inaugure esta obra. Cabe destacar que, de acuerdo con el subdirector de Construcción de Obras Públicas, el desnivel presentaría una semana de retraso debido a la contingencia ambiental que se registró durante el año 2016 y principios del 2017, pero con la fuerza de trabajo, lograron “emparejarse” a la fecha de entrega.   

A lo largo de 660 días de obra, han laborado 700 personas que excavaron 300 mil metros cúbicos de material para la construcción del desnivel que, de acuerdo con Olvera, permitirá una circulación continua sobre Circuito Interior y además mejorará la interconexión con avenida de los Insurgentes, Eje 8 Sur y Barranca del Muerto.

“El primer desnivel que irá de oriente a poniente tendrá una rampa de salida hacia Barranca del Muerto, y una incorporación al desnivel en Insurgentes Sur para salir sobre Río Mixcoac en dirección hacia Patriotismo. En el nivel inferior, que irá de poniente a oriente tendrá una desincorporación hacia el Eje 8 Sur.”

Comentarios