Sacmex construye planta que daña área protegida en los límites de Coyoacán y Xochimilco

6 septiembre 2017 9:45 pm

El Sistema de Aguas de la Ciudad de México (Sacmex) edifica la planta de bombeo Cherokees en Canal Nacional sobre una zona protegida llamada La Ciénega Grande, que además sirve como vaso regulador para evitar inundaciones.

A mediados de septiembre de 2016, el Sacmex inició la construcción de la planta de bombeo en un perímetro de mil 80 metros cuadrados de terreno que comprende los límites de Coyoacán y Xochimilco.

Ésta pretende abastecer a 260 mil habitantes de Coyoacán e Iztapalapa que presentan desabasto de agua.

Sin embargo, varias organizaciones civiles que protegen el área, entre las que se encuentran Club de Patos, Fundación López de la Rosa, Coyohuacan Corredores, entre otras, acusan que el Sacmex incumplió con las declaraciones de protección con las que cuenta el lugar, por lo que es ilegal la obra hidráulica.

Y es que la Ciénega Grande es parte del área protegida de los humedales de Xochimilco. Ésta tiene varios decretos o herramientas de protección a nivel local, Ciudad de México, como a nivel nacional e internacional por la UNESCO.

Es zona de Patrimonio Mundial, Nacional y Cultural declarada por la UNESCO el 11 de diciembre de 1987; área natural protegida, Ejidos de Xochimilco y San Gregorio Atlapulco, según el Diario Oficial de la Federación del 11 de mayo de 1992; suelo de conservación, según el Programa General de Ordenamiento Ecológico del DF en la Gaceta del 1 de agosto del 2000; sitio Ramsar, humedal de importancia internacional sistema lacustre, Ejidos de Xochimilco y San Gregorio Atlapulco, declarada el 2 de febrero de 2004; declaratoria de espacio abierto monumental por la Ley de salvaguarda del patrimonio urbanístico arquitectónico del DF.

Además, el área de la Ciénega es considerada por el Sistema de Aguas de la Ciudad de México como un vaso regulador.

Paloma Neumann, del programa Megaciudades de Greenpeace México, explica que esta área en épocas de lluvia sirve para regular el volumen de agua que recibe la zona, por ello es importante su protección.

“En la medida en la que esta área desaparezca o vaya perdiendo captura de agua se van acelerando riesgos de inundación en los alrededores. La Ciudad de México cada vez está más en riesgo de inundaciones y es más importante que se conserven este tipo de espacios que ayudan a la regulación hídrica y a la mitigación de inundaciones”, advierte.

En la Ciénega habitan más de 100 especies diferentes de aves, al compararlo con otras áreas verdes en la Ciudad de México y zona de humedales se considera que es el área con mayor riqueza de aves migratorias y no migratorias en la ciudad.

Inicias obras sin permisos

La Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat) por medio de la Comisión Natural de Áreas Naturales Protegidas (Conanp) marca que la poligonal del sitio Ramsar de la Ciénega Grande abarca hasta Canal Nacional, en el mapa del 2 de febrero de 2004.

Si bien, la Planta de Bombeo Cherokees se construyó dentro de la demarcación Coyoacán y la Ciénega Grande es parte de Xochimilco, no existe una separación sustancial entre la planta y los humedales.

Sandra Cardona, abogada y activista, refiere que Club de Patos solicitó el 3 de octubre de 2016 al Sistema de Aguas de la Ciudad de México información para la obra hidráulica; el 3 de noviembre del mismo año la dependencia contestó.

Mediante el oficio Sedema-Sacmex-DPC-DC-1063284/2016, del anexo 3, se puede observar que el Sacmex no contaba con el estudio de impacto ambiental al momento de iniciar la obra.

Sacmex firmó el contrato de la obra el 9 de agosto de 2016, pero pidió a la Secretaría de Medio Ambiente de la Ciudad de México (Sedema) el estudio de impacto ambiental el 7 de octubre. Y la Sedema resuelve el estudio el 8 de noviembre del mismo año.

“Ellos dan un contrato por 33 millones 65 mil 437 pesos sin siquiera tener el estudio”, dice Sandra Cardona.

En la respuesta de la solicitud de información, el Sacmex contesta el 18 de octubre que en referente al estudio de impacto ambiental se encuentra en proceso su resolución por parte de la Sedema.

Una vez que se tiene el estudio, uno de los resolutivos señala:

“De acuerdo con el Programa Delegacional de Desarrollo Urbano de Coyoacán de 2010, el predio tiene una zonificación AV (área verde) con la tabla de uso de suelo urbano. No se permiten actividades de infraestructura que pretende desarrollar el proyecto, sin embargo en dicha AV, actualmente hay infraestructura hidráulica como el acueducto Tulyehualco y la batería de pozos Tulyehualco”.

Con lo que el estudio de impacto ambiental de la Sedema autoriza la Planta de bombeo Cherokees.

Cardona refiere que los activistas impusieron un recurso de Amparo y la Protección de la justicia federal a través del Poder Judicial de la Federación, para garantizar el derecho a un ambiente sano y el derecho a la salud. Este órgano colegiado dio a conocer el Acuerdo donde concede la Suspensión Provisional de la Planta de Bombeo del Sacmex el 7 de diciembre de 2016.

Sin embargo, esta suspensión no paraliza la obra, por lo que los activistas impusieron un recurso de queja ante el Tribunal Colegiado.

Actualmente la obra ya se encuentra en la etapa final de construcción como lo previó Sacmex.

Foto- José Luis Villa Reyes

Comentarios