Investigaciones

Mientras haya impunidad los ‘justicieros’ no se apagarán: expertos

inseguridad, transporte público

En lo que va del año ya suman 20 casos en la zona metropolitana en que los ciudadanos han frustrado asaltos en el transporte público.

Los grupos de autodefensa y los denominados justicieros tienen mucho en común, son la manifestación social ante la ineficacia de las autoridades de garantizar la protección de la ciudadanía y el estado de derecho, y mientras aumente la corrupción e ineptitud se incrementará el número de ciudadanos armados dispuestos a defenderse.

Así lo consideró el investigador de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), René Jiménez Ornelas, quien consideró que la figura del justiciero no es una moda o imitadores, sino la respuesta de la ciudadanía a la impunidad y corrupción de las autoridades, y un reflejo que las instituciones están siendo superadas por las circunstancias.

Por ello, mientras no se subsanen las causas que dieron origen a la aparición de personas que hacen justicia por su propia mano, estos actos seguirán registrándose, inclusive, la ineficacia, injusticia e impunidad será equiparable a la respuesta violenta de los ciudadanos.

El 31 de octubre pasado, un ciudadano o ciudadanos que viajaban a bordo de una línea del transporte público que en reiteradas ocasiones había sido centro de asaltos violentos dio muerte a cuatro asaltantes, y de esa manera recuperó los objetos robados a las víctimas.

De estos hechos surgieron varias inquietudes porque los pasajeros informaron a las autoridades detalles generales sobre el aspecto físico de su defensor, así como otros detalles que pudieran facilitar su identificación.

Sin embargo, por la forma con que se ejecutó el homicidio de los cuatro sujetos, se presume que se trata de una persona que tiene adiestramiento en el manejo de armas, y de acuerdo con otros casos similares, los únicos que han podido frustrar crímenes con esta expertiz son los marinos, militares o agentes federales.

Al respecto, el catedrático Jiménez Ornelas no descartó que se podría tratar de algún elemento de estas corporaciones, aunque también hay ciudadanos que preocupados por su bienestar y el de sus familia han comenzado a tomar preparación en el manejo de armas, y un claro ejemplo son las autodefensas.

Por ello, sería muy significativo que la persona que haya frustrado el asalto sea un civil o varios pasajeros, inclusive que hayan viajado preparados para asesinar a los criminales cansados de ser despojados de sus pertenencias.

Asimismo, apuntó, que por la forma en que se han registrado los hechos se puede decir que ya hay una organización entre diferentes actores de la sociedad civil, ya sea de acción u omisión, incluyendo el operador del transporte, la línea autobuses y los ciudadanos quienes se han sentido protegidos con estas acciones.

Sin embargo, aunque se trate de un acto de legítima defensa y de respuesta ante la ineptitud e impunidad de las autoridades, se trata de un homicidio que debe de ser investigado e inclusive sancionado como marcan las leyes, y en este caso como el denominado “justiciero” no goza de la protección de la justicia, a él si lo van a sancionar con todo rigor, por eso la sociedad y los pasajeros lo protegen en este momento.

Agregó que otro de los fenómenos que reflejan el hartazgo de los ciudadanos son los linchamientos ocurridos durante los últimos meses en Tláhuac o Milpa Alta, donde las personas están tomando por su propia cuenta la justicia, así como aquellas mantas que han proliferado en diversas zonas de la ciudad y zona conurbada con advertencias violentas a los ladrones.

Leer más:  Linchamientos, un fenómeno que lideran CDMX y Edomex

Por ello, el Instituto de Investigaciones Sociales de la UNAM, organizó para el próximo 23 y 24 de noviembre el “Foro de Reflexión y Diálogo: Ciudad de México-Seguridad de Todos”, donde se abordarán temas de sobre la incidencia criminal y como prevenirla, así como el fenómeno de los “justicieros” en la capital, y el Área Metropolitana.

Los casos

En lo que va del año, se han registrado al menos 20 casos en la zona metropolitana en que los ciudadanos han frustrado asaltos en el transporte público, en seis casos han participado con efectividad marinos, militares y federales, todos ellos, fuera de funciones o “francos”, el más reciente es el de la carretera México-Toluca.

El 24 de septiembre, en el municipio de San Mateo Atenco, ocurrió un fallido asalto en transporte público, ya que un policía federal logró abatir a dos presuntos ladrones.

Para el 22 septiembre sobre la Avenida Marina Nacional, en la delegación Miguel Hidalgo, Ciudad de México, dos sujetos subieron a asaltar en un microbús de la Ruta 17 placas de circulación 829NA016, cuyo destino era la puerta tres de la zona militar, en Periférico Poniente.

Testigos dijeron que un pasajero con aspecto de militar enfrentó a los ladrones a disparando un arma que portaba, uno de los agresores murió a bordo de la unidad; su cómplice fue abatido mientras intentaba huir, y un tercero resultó herido.

El 17 de agosto, en el municipio de Naucalpan, dos presuntos asaltantes fueron abatidos a balazos en camión de transporte colectivo de la Ruta 25, cuando éste circulaba en avenida Primero de Mayo y Periférico norte, por la mañana.

Los hombres que dispararon fueron identificados como dos militares quienes dispararon en contra de cuatro sujetos que subieron a asaltar el camión

Para el 27 de julio, un hombre de 41 años falleció y ocho personas quedaron lesionadas –entre ellas dos menores de edad – luego de un asalto ocurrido a bordo de un camión de la Ruta 50, que circulaba por la colonia Del Mar, delegación Tláhuac.

De acuerdo con las primeras investigaciones, un militar repelió la agresión sin embargo, los asaltantes también iban armados lo que generó un fuego cruzado.

El 19 de julio, un pasajero de una unidad de transporte público disparó en contra de un presunto asaltante, en Naucalpan. Los hechos ocurrieron en Anillo Periférico Norte.

De acuerdo con las primeras entrevistas al chofer, el usuario era un elemento del Campo Militar y sacó su arma para frustrar el asalto, disparando contra el presunto ladrón. Tanto los pasajeros como el supuesto militar bajaron de la unidad y se alejaron dejando al sujeto con una herida en el ojo.

Haga clic para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Lo más leído

El archivo público

Copyright © 2015 El Big Data.

To Top