Investigaciones

Las capitalinas y su lucha contra la discriminación

Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer

La discriminación es lo que más aqueja a las mujeres que viven en el DF incluso por encima de la violencia.

 

A pesar de los avances en materia de igual de derechos, la mujer que vive en la capital del país sigue enfrentándose a esta situación de manera recurrente.

La Secretaría de Desarrollo Social del Distrito Federal alerta que la discriminación es el principal problema que enfrentan las mujeres en la capital del país, incluso por encima de la violencia, principalmente en el ámbito laboral.

Ser originaria de otra ciudad o querer sobresalir en profesiones o actividades aún condieradas “para hombres” son factores para enfrentar rechazo. El panorama profesional para la mujer, en términos generales, sigue siendo salarios más bajos que lo hombres –en promedio 5%, según datos del INEGI– y sufren limitación de espacios para tomar decisiones.

Mare Advertencia Lírica ha vivido esta situación en carne propia. Ella es un rapera zapoteca, originaria de la Ciudad de Oaxaca, involucrada con la cultura hip hop, feminista, crítica de las políticas públicas y defensora de los derechos de las mujeres.

Desde su trinchcera trata de aportar algo para combatir el tema de la disciminación. Realiza talleres con migrantes y chicanos, y participa en todas las actividades a las cuales la invitan, desde La Marcha de las Putas a un concierto en la Universidad Autónoma de la Ciudad de México o en el Museo Universitario del Chopo.

Mare menciona que la Ciudad de México tiene una particularidad:

El problema de las grandes ciudades como ésta, es que hacen que pierdas la identidad, y en mi caso, fue por la movilización de un lugar a otro, mi familia migró, por eso también me considero migrante”, dice.

Aún sin quererlo, o saberlo, los pensamientos de Mare Advertencia Lírica coinciden con la visión del Consejo para Prevenir y Eliminar la Discriminación de la Ciudad de México (Copred), que acota que mujeres y hombres tienen los mismos derechos desde que nacen y durante toda la vida. aunque en la práctica vivan situaciones y condiciones diferentes.

Reconoce que existe una discriminación desde el propio arte, “es elitista”, menciona. Y en ese sentido, el rap, como una manifestación cultural contemporánea, rompe con lo establecido y no es considerado como arte, que es una lucha contra la discriminación, contra la sectorización.

La música, como documento cultural, permite analizar nuestra realidad, documentar los procesos que no se han escrito dentro de la historia formal, como algunos procesos sociales.

Teresa Incháustegui directora del Instituto de las Mujeres (Inmujeres) del Distrito Federal, expresó la necesidad de combatir esta situación de desigualdad.

No estoy de acuerdo con que la violencia sea culpa de las mujeres, ya no es solamente una idea o un patrón cultural, es un tema emocional, psíquico y educativo que debemos combatir, porque no es cierto ni justo, y no corresponde con los derechos de las mujeres”.

Señala que a través de las instituciones, el Gobierno de la ciudad debe generar espacios seguros para las mujeres y proporcionar una respuesta eficiente, inmediata y pertinente para quienes sufren cualquier manifestación de violencia. Además, generar conciencia en ellas y respecto en ellos; la violencia no debe verse como algo natural.

Mare Advertencia Lírica opina que la música como arte, sirve para sensibilizar a la gente respecto de la realidad en la que vive.

Puede ayudar a ver esas problemáticas de violencia y discriminación, puede transformar lo que te gusta y lo que no con conciencia crítica, porque si no se nombra, no existe”.

El rap, a través del grafiti, me resultó en una conjunción de poesía, activismo e indignación a la hora de escribir canciones que hablan de las injusticias sociales, la corrupción, la situación de violencia en el país, la falta de atención a ciertos sectores de la población, las políticas públicas implementadas por el Gobierno y la violencia de género”

En muchas comunidades que se rigen por usos y costumbres, no está reconocida la participación de la mujer, aunque haya mayor presencia de ellas. Es pensar en la política como un ejercicio de un grupo, cuando en realidad la política está metida en nuestra vida cotidiana, en ese sentido, las políticas públicas afectan en todos los sentidos nuestra vida, comenta.

Entonces, preguntamos a otras mujeres ¿de qué forma las mujeres pueden combatir o prevenir la discriminación y violencia de género?

Rocío Rosete D. del Consejo Nacional del Pueblo Mexicano, comenta:

Las mujeres, al igual que todo ser humano, debemos informarnos sobre cuáles son nuestros derechos y las modificaciones que se han hecho a nivel de la legislación. Exigir que esas modificaciones y esos apoyos que se dan para que podamos vivir libres de violencia, se lleven a la práctica. Unirnos a organizaciones civiles para informarse y sumar más para tener influencia antes las autoridades”.

Teresa Incháustegui dice:

Primero, la mujer debe estar muy clara en que no hay nada que justifique la violencia en su contra. Luego, empoderarse psicológica y emocionalmente para no tolerarla, denunciar y buscar ayuda. Y trabajar mucho en la parte personal para poder gozar con libertad los espacios, su vida y sus elecciones. Tenemos derechos, y nadie por ninguna razón ni justificación puede violentarnos”.

¿Y las autoridades qué pendientes tienen al respecto?

Juan Pedro Barbosa de Acción por el Bienestar y Ciudadano con Derechos Humanos y Democracia y REDIM, reconoce que aún quedan patrones machistas y misóginos que deben combatirse.

Muchas autoridades no conocen sobre derechos humanos y les da igual que a una mujer la asesinen de manera violenta, utilizando el estrangulamiento, la violación o el sufrimiento. La tarea de erradicar la violencia contra la mujer es también de los hombres”, señala.

Por su parte, Rocío Rosete considera que “en el sistema penal no se están implementando las modificaciones que se han dado en el Congreso, sí se ha dado un avance legislativo federal y del senado, pero todo lo que se realice en los juicios debe ser con una perspectiva de género y sin discriminación”.

Haga clic para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Lo más leído

El archivo público

Copyright © 2015 El Big Data.

To Top