Investigaciones

Homosexuales con VIH más propensos a desarrollar cáncer anal

Este padecimiento se desarrolla a raíz del Virus de Papiloma Humano (VPH), el cual se contagia por el contacto sexual a través de la cavidad anal y estudios comprueban que los pacientes con VIH son aún más propensos.

Los Hombres que tienen Sexo con otros Hombres (HSH) son 17 veces más propensos a padecer cáncer anal y si además son pacientes con Virus de Inmunodeficiencia Humana (VIH), la incidencia se dispara.

Debido a que es un tipo de cáncer poco común, en México no hay una cifra oficial de los pacientes con esta enfermedad, pero las autoridades sanitarias reconocen que es un padecimiento que va en aumento.

En Estados Unidos la Sociedad Americana de Cáncer detectó en dos años un incremento de 60% de pacientes, ya que en 2012 se tenían contabilizados tres mil casos y en 2014 la cifra pasó a siete mil 060.

Otro caso es Puerto Rico donde se reporta un aumento de 26.7% de pacientes desde la década de los noventa.

De acuerdo con la Sociedad Americana de Cáncer 48% de lo casos de cáncer anal se presenta en varones homosexuales.

Y es que este padecimiento se desarrolla a raíz del Virus de Papiloma Humano (VPH), el cual se contagia por el contacto sexual a través de la cavidad anal.

Diversos estudios revelan que los pacientes con VIH son más propensos a infectarse. María Yicel Bautista Hernández, jefa de la unidad de radiooncología del Hospital General de México, confirmó esta información a El Big Data Mx.

Explicó que, paradójicamente, el aumento en el periodo y calidad de vida de los pacientes con VIH es lo que ha derivado en un aumento en la incidencia del cáncer anal en los últimos diez años.

La especialista detalló que el tratamiento antirretroviral de los pacientes con VIH prolonga su periodo de vida, entonces el Virus del Papiloma tiene más tiempo para reproducirse.

Un paciente contó a esta casa editorial que se infectó con el VPH, pues al enterarse de su diagnóstico de VIH pensó que ya no tenía que protegerse.

Esto además de que puso en riesgo el tratamiento que ya recibía, lo llevó a desarrollar cáncer anal.

“Pensé que si ya tenía VIH no me tenía que preocupar por nada, me acosté con varios sin pedirles que se pusieran condón, luego me enteré que tenía VPH”, contó.

¿Cuáles son los síntomas?

El cáncer anal se ve con más frecuencia entre hombres de 55 años de edad o más, pero también se han registrado casos en pacientes de 35 a 45 años de edad.

Los síntomas que pueden presentar son: lesiones que se van haciendo cada vez más grandes debido al rascado cotidiano que provoca la comezón en la cavidad anal y el crecimiento de éstas no revierte.

“Si notan que hay lesiones en esa región (ano) y empiezan con rascado, molestias para sentarse o evacuar, es importante acudir a una revisión pronta”, alertó la doctora Bautista.

Pero no son los únicos síntomas, pues depende de la etapa de la enfermedad incluso puede haber crecimiento de ganglios (bolitas) a nivel de la región de la ingle, periodos de estreñimiento y sangrados al evacuar, y hasta presentar cuadros abdominales que lleve a los pacientes directo a urgencias por no poder evacuar,  lo que indica mayor gravedad.

El tratamiento va depender de la etapa en la que se encuentre el paciente, puede ir desde una aplicación local hasta tratamiento multidisciplinario, quirúrgico, quimioterapia y radioterapia.

El especialista más idóneo para detectar este padecimiento es un infectólogo, quien decidirá si la etapa le permite dar tratamiento o redirigir la atención a otro especialista, por ello la importancia de detección temprana.

Para prevenir la infección del VPH y el desarrollo del cáncer anal, lo mejor es siempre usar condón durante las relaciones sexuales anales entre varones.

“Disminuir la frecuencia también ayuda, pues la presencia de traumatismos constantes en un sitio va generando un proceso inflamatorio crónico, lo que perpetúa la lesión que pueda tener el paciente”, detalló la doctora Bautista.

Recomendó espaciar la penetración anal a periodos más largos, no diarios y siempre usar condón, así como realizarse exámenes para detectarlo cada 1 a 3 años.

Haga clic para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Lo más leído

El archivo público

Copyright © 2015 El Big Data.

To Top