24 de Septiembre de 2017
Investigaciones

Es negocio el Zoo…lógico

elefante del zoológico de aragon, elefante, elbigdata, bigdata

Por negligencia o enfermedad han muerto 4 animales en peligro de extinción; como consuelo, el Gobierno de la CDMX recibirá una jugosa suma.

2,289

animales registrados en los tres zoológicos de la Ciudad de México.

1,325

especies habitan el Zoológico de Chapultepec

7

mdp recibirá la CDMX este año por tres póliza de animales.

54 mil

dólares recibió por el rinoceronte Khartoum.

Tras la muerte prematura de cuatro animales en peligro de extinción –dentro de los zoológicos de la capital del país–, el Gobierno de la Ciudad de México puso en marcha un plan emergente: ¡recuperar su inversión!

Esto debido a que los decesos del orangután Jambi, el chimpancé Lio, la elefanta Maggie y el rinoceronte blanco Khartoum incluían una jugosa póliza de seguro que pronto recibirá la administración de Miguel Ángel Mancera.

Sin embargo, los siete millones 191 mil 475 pesos que se adjudicarán las autoridades por la muerte de los cuatro ejemplares no serán reinyectados para la manutención de los demás animales ni para las mejoras de los tres zoológicos de la CDMX.

De acuerdo a la Ley de Ingresos local, este concepto es catalogado como un aprovechamiento que se obtendrá vía la Tesorería General, y de ahí se destinará a los rubros que considere prioritarios el Gobierno.

Mediante una solicitud de información pública, se dio a conocer que por todos los ejemplares silvestres que habitan en los tres zoológicos hay una prima cubierta por 29 millones 777 mil 46 pesos.

Es por ello que los activistas proderechos de animales señalaron que el cuidado de “los bienes semovientes” se ha vuelto un negocio lucrativo, en el cual no hay políticas serias para la atención de los zoológicos.

“La prima total es muy baja respecto a lo que les van a dar por los cuatro animales. Hay preocupación porque el monto a pagar puede ser ridículo y por eso la estén cubriendo sin remilgos”, dijo Marielena Hoyo Bastien, ex directora del zoo de Chapultepec.

“En dos de estos casos se trataba de ejemplares con enfermedades preexistentes y en los otros dos se podría acreditar negligencia; resulta curioso que aun así se hagan efectivas las pólizas”.

El desglose

De acuerdo a la información de la Secretaría de Medio Ambiente (Sedema), el monto de la póliza del orangután Jambi, que falleció el 25 de julio de 2015, se valuó en 27 mil dólares (425 mil 790 pesos).

La del chimpancé Lio, que murió el 23 de marzo de 2016, tiene un valor de 90 mil dólares (un millón 602 mil pesos); mientras que la de la elefanta Maggie, fallecida el 9 de abril, está valuada en 246 mil 715 dólares (cuatro millones 465 mil 541 pesos).

La empresa que aseguraba a las especies es GMX, Grupo Mexicano de Seguros, S.A. de C.V. Los requisitos para pagar las pólizas son: certificado de defunción, necropsia y documento de preexistencia.

Lo del orangután, el chimpancé y la elefanta está en proceso de cobro, mientras que los 698 mil 144.40 pesos del rinoceronte –que falleció el 25 de julio de 2014– ya se cobraron según el folio 2015-016918.

Exigen transparencia

Marielena Hoyo, en su papel de activista, consideró que debe transparentarse el contrato suscrito entre la Sedema y la aseguradora GMX para conocer qué rubros y qué condiciones están estipulados para el pago de las pólizas.

“Se debe saber en qué gastan el dinero porque no están reponiendo a los animales; ni siquiera transparentan el inventario que tienen de ellos”.

Sostuvo que se cometió una doble omisión, ya que los zoológicos fallaron en su misión de preservar a especies en vías de extinción; por otra parte, se desconoce el paradero del dinero de las pólizas.

También Paulina Bermúdez, presidenta de Proyecto Gran Simio México, argumentó que los zoológicos son públicos, por lo que resulta necesario se informe el destino del dinero de las pólizas.

“Ellos se quejan de que los defensores animales hacen supuestos, pero si no se da la información cómo quieren que exista confianza”.

Póliza de cobertura amplia

La prima cubierta por el Gobierno de la CDMX no sólo cubre a los ejemplares silvestres que habitan en los tres zoológicos, sino también incluye a animales bajo resguardo de las delegaciones Cuajimalpa, Miguel Hidalgo y Tláhuac.

Así como a los de la Policía Bancaria e Industrial, del Sistema Penitenciario, de la Secretaría de Seguridad Pública y del Heroico Cuerpo de Bomberos.

La aseguradora GMX, Grupo Mexicano de Seguros S.A. de C.V., es la encargada de brindar toda la cobertura por los casi 30 millones de pesos.

Hasta el 31 de marzo de 2016, el Inventario de Bienes Semovientes de los tres zoológicos de la Ciudad de México tenía registrados dos mil 289 animales asegurados; el de Chapultepec es el que más especies albergaba (mil 325).

Mientras que el de San Juan de Aragón contaba con un registro de 678 ejemplares y el de Los Coyotes disponía de 286 animales, todos ellos en condiciones precarias y con nula reinyección, según los activistas.

Aun así el diputado federal por Morena y ex secretario de la Comisión de Hacienda de la ALDF, Vidal Llerenas, aseveró que no es obligatorio que el recurso vuelva a los parques de animales, ya que el dinero entra a la bolsa general de la CDMX.

Detalló que lo adecuado sería que la Secretaría de Finanzas dé una ampliación de presupuesto a la Sedema con base en el monto que se recibirá este año por el cobro de las pólizas.

Haga clic para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Lo más leído

El archivo público

Copyright © 2015 El Big Data.

To Top