NVS
Investigaciones

Apresura “el Chapo” su extradición a EU

el big data, big data, Chapo, altiplano, cartel de sinaloa, incomunicacion capo, amparo chapo

Joaquín Guzmán Loera se desistió del amparo más avanzado que tenía en contra de la extradición a los Estados Unidos y asegura estar dispuesto a cooperar con el Gobierno americano.

Lo que se interpretó por las autoridades como una estrategia mediática se ha convertido en una realidad legal, pues la defensa de Joaquín Guzmán Loera se desistió del amparo más avanzado que tenía en contra de la extradición a los Estados Unidos.

A través de sus abogados, Guzmán Loera, alias el Chapo, se ha quejado de diversos tratos crueles e inhumanos al interior del Centro Federal de Readaptación Social del Altiplano, incluida la rotación cada cuatro  horas de celda lo que le impide dormir normalmente.

Estos trastornos han alterado, según dijo su defensa, todo su organismo y presentó crisis de ansiedad y problemas psicológicos, por ello, pidieron apresurar su extradición a los Estados Unidos donde dijo estar dispuesto a colaborar con el Gobierno de aquel país para así reducir su condena a cambio de información.

Por ello, el pasado primero de marzo, la defensa de Guzmán Loera se desistió de los actos reclamados al secretario de la Defensa Nacional y al secretario de Gobernación, a través del juicio 967/2015,  entre ellos,  “la orden de detención con fines de extradición, reaprehensión o sólo extradición”.

Cabe recordar que la demanda fue presentada el 19 de octubre del 2015, al día siguiente que se informara sobre un operativo en el cual había sido herido, aunque logró escapar de las autoridades arrojándose a un barranco.

El Juez Decimotercero de Distrito de Amparo Penal otorgó la suspensión de plano del acto reclamado, y  posteriormente la retiró porque el juez de procesos que lleva la extradición no reconoció la personalidad jurídica de su abogado para presentar el juicio de garantías.

De hecho el pasado 17 de febrero el Quinto Tribunal Colegiado a través de la queja 185/2015 otorgó la razón a Guzmán Loera, quien presentó el recurso ante la negativa del Juez de reconocer como abogado a José Luis Badillo Soto, además de solicitar la presencia del Chapo para ratificar la demanda.

 “Ante lo inoperante en parte y fundado uno de los motivos de inconformidad hechos valer…, lo procedente es, por las consideraciones plasmadas en esta ejecutoria, declarar fundado el presente recurso…”, ordenó el juez.

Cabe destacar que este es el juicio de amparo más avanzado y vigente que tenía Guzmán Loera en contra de la extradición, y lo presentó mientras estaba prófugo por su segunda fuga del Penal del Altiplano.

Sin embargo, como parte de su estrategia legal, hace unas semanas se desistió de dicho beneficio, lo que apresura su proceso de extradición a los Estados Unidos, donde enfrenta juicios en seis cortes de justicia, incluyendo Texas, donde tiene cargos por secuestro y homicidio, y está permitida la pena de muerte.

 “Agréguese a los autos únicamente como constancia el informe justificado procedente de la… ya que mediante proveído de… se tuvo al promovente de amparo por desistido de la acción constitucional, respecto del acto reclamado de dicha autoridad…”, dice la notificación del Juzgado de Distrito.

El Chapo no es el único interno de los reclusorios federales que se ha quejado de las medidas de seguridad y disciplina, inclusive, se promovieron diversos amparos en los juzgados de Toluca por el impedimento de tener televisión y otros aparatos en las celdas.

 Los reos alegaron a través de los juicios  de estar  incomunicados, pues es la única forma de mantenerse informados sobre lo que pasa en el exterior, además que es un derecho las actividades recreativas y de entretenimiento, entre otras situaciones.

La restricción de tener aparatos dentro de las celdas se recrudeció luego de la segunda fuga de Guzmán Loera, desde ese momento, los privilegios de algunos internos, entre ellos los de mayor poder adquisitivo se vieron restringidos al máximo.

Al menos 12 amparos en menos de tres meses

Luego de su captura el 8 de enero pasado, Guzmán Loera ha presentado al menos 12 amparos en la capital del país y el Estado de México, la mayoría en contra de la extradición, deportación y desaparición forzada, aunque en las últimas semanas ha denunciado tortura, segregación, aislamiento, incomunicación y malos tratos,  destaca uno donde denuncia que está recluido en una celda de castigo sometido a bajas temperaturas.

El primero de ellos fue el 75/2016, ante el Juzgado Segundo en Materia Administrativa quien declinó competencia, al Juzgado  Noveno de Distrito de Amparo Penal quien inició el expediente 47/2016; posteriormente tramita el juicio 63/2016 ante el Juzgado Décimo de Distrito, en contra de la Secretaria de Gobernación.

El 18 de enero, interpuso el  juicio 55/2016 radicada ante el Juez Cuarto en Toluca, donde reclamó actos privativos de la libertad: “incomunicación, segregación, extradición”; mientras que el Juzgado Primero de Distrito en Materias de Amparo en el Estado de México, dio trámite a la demanda 53/2016.

Después presentó los juicios 39 y 47/2016,  ante Juez Noveno de Distrito, quien concedió a Guzmán Loera que se suspendiera: “la incomunicación, tormentos, pretender privar de la vida y tratar de sacar al quejoso del país, deportado y extraditándolo a los Estados Unidos de América, sin respeto a las formalidades esenciales del procedimiento  en especial, hacerlo víctima de desaparición forzada”.

Guzmán Loera gestionó el juicio 37/2016 ante el Juzgado Tercero de Distrito con sede en Toluca; y ante el Juzgado Décimo en el DF presentó el amparo 27/2016, por actos dentro del juicio, “Orden de extradición y su ejecución”, y por la cual también obtuvo la suspensión de plano del acto reclamado.

También tramitó los juicios 56 y 109/2016 en el Decimotercero en la CM, el 248/2016 ante el Juzgado Primero en Toluca; y el 59/2016 en el juzgado Tercero.

Mientras tanto se siguen enviando notificaciones sobre los juicios 1233/2014; 639, 632, 715, 767, 712/2015, todos ellos del Juzgado Quinto de Distrito en la capital del país, estos procesos fueron tramitados previo a su fuga el 12 de julio del 2015, aunque ninguno de ellos está vigente o porque no se le otorgó la protección de la justicia. 

Haga clic para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

To Top