Big Voces

La declaratoria CDMX, ciudad amigable LGBTTTI

La Ciudad de México se sumará a la treintena de urbes en el mundo que han hecho manifiesta su voluntad de garantizar los derechos de la diversidad sexual.

La tarde del 21 de noviembre de 2015, cientos de manos y voluntades se unieron para desenrollar al unísono la bandera monumental de la diversidad sexual (400 metros de largo por seis metros de ancho), en el marco del Pabellón Cultural de la Declaratoria CDMX, Ciudad Amigable LGBTTTI, que se llevó a cabo en el Monumento a la Revolución.

Ése fue un acto cargado de simbolismo, representativo de lo que el movimiento lésbico, gay, bisexual, travesti, transexual, transgénero e intersexual puede lograr cuando todas y todos colaboran en pos de un objetivo común: que el Distrito Federal se sumará a la treintena de urbes en el mundo que han hecho manifiesta su voluntad de garantizar los derechos de la diversidad sexual.

De manera paralela, la Ciudad de México se incorporó a la Red Internacional de Ciudades Arcoíris (Rainbow Cities Network), convirtiéndose en la primera metrópoli no europea que se integra como “una señal de esfuerzo conjunto por la libertad, la tolerancia, la apertura y un verdadero compromiso con la igualdad de los miembros de la comunidad LGBTTTI en el mundo”, como lo señalara el alcalde de Berlín, Michael Müller, al dar la bienvenida a nuestra urbe en dicha red.

La fiesta cultural de las organizaciones y gremios LGBTTTI de ese sábado continuó el domingo 22 con una boda colectiva de 50 parejas homosexuales, algunas provenientes de estados donde aún no se ha aprobado el matrimonio igualitario, e incluso de otros países, refrendando que la Ciudad de México es de avanzada.

El lunes 23 de noviembre quedará registrado en la historia del movimiento LGBTTTI como el día que el jefe de Gobierno del DF, Miguel Ángel Mancera, declaró que la Ciudad de México tiene una vocación amigable con las comunidades LGBTTTI, pues posee una política pública y legislativa favorable para seguir avanzando en la construcción de una cultura del trato igualitario y sin discriminación hacia la diversidad sexual.

Haga clic para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Lo más leído

El archivo público

Copyright © 2015 El Big Data.

To Top