City

Darán “Pulso” a las 12 Líneas del Metro

tepo

El proyecto intenta reproducir el pulso sanguíneo, ritmo, respiración y sensaciones dentro del sistema de transporte con el teponaztli

Con 195 mujeres integradas en 12 grupos, reproducirán “el pulso” en las 12 líneas del Metro, al ritmo del instrumento prehispánico teponaztli, que desde las 8:00 de la mañana acompañará a los usuarios en su trayecto y finalizarán su ritmo al término de cada línea.

Dicho proyecto realizado por la artista Tania Candiani, en colaboración con alumnos y el Sistema de Transporte Colectivo (STC) Metro, fue presentado el día de hoy por su director Jorge Gaviño Ambriz, en La Casona ubicada dentro de las oficinas centrales del sistema, esto como parte de una reflexión colectiva sobre el subterráneo y la cuenca de México, intentando reproducir el pulso sanguíneo con el teponaztli. 

En la acción abordarán uno de los vagones para después bajar en la estación continua, donde tocarán el instrumento de forma sincrónica, e intentarán compartir el ritmo, respiración y sensaciones dentro de las entrañas del sistema de transporte.

En compañía de 12 tambores tarahumaras, los 195 Teponaztlis serán tocados en tres tonos enfocándose en estaciones como Tacuba, La Raza y Pantitlán que conectan con diferentes estaciones.

Gaviño Ambriz comentó que el Metro, debe dejar de ser sólo un medio de transporte, y convertirse en un sistema de movilidad en el que se aprenda de la cultura y arte que existe en México.

Explicó que sólo participarán mujeres agregó que su sonido tiene una conexión con la ciudad que hubo antes en este mismo sitio, porque el teponaztli representaba la unión del intelecto con la sensualidad.

Destacó que este evento se realizará por primera vez en el mundo, siendo México sede de este acto en el que se representa “ la vida y el estoy aquí de la mujer”.

Haga clic para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Lo más leído

El archivo público

Copyright © 2015 El Big Data.

To Top