Green Data

Tras ecocidio en Cancún juez frena proyecto

ElbigDataMx/GreenData/Tajamar 2

El desarrollo inmobiliario y turístico promovido por Fonatur, es un ecocidio aseguran ambientalistas y agregan han muerto animales en peligro de extinición.

Como resultado de las protestas de distintas organizaciones sociales y ambientalistas, el Juez Segundo de Distrito en Quintana Roo, Gerardo Vázquez Morales concedió la suspensión provisional para que se detenga cualquier acto que implique la remoción de cualquier tipo de vegetación y relleno con materia pétreo en la zona conocida como Malecón Tajamar.

En días pasados, distintas organizaciones protectoras del medio ambiente se manifestaron y denunciaron el daño ecológico en la zona por parte de un desarrollo turístico promovido por el Fondo Nacional de Fomento al Turismo (Fonatur) de 800 mil metros cuadrados ubicado a más de un kilómetro frente a la laguna Nichupté.

La organización Salvemos Manglar Tajamar, creada específicamente para la defensa de la comunidad frente a este desarrollo inmobiliario, en el que, desde el fin de semana decenas de máquinas han ingresado a la zona para iniciar los trabajos del proyecto denominado Malecón Tajamar.

En la víspera de esta suspensión, un grupo de activistas acudió a la sede de la Presidencia Municipal de Benito Juárez, llevó animales que han muerto durante la destrucción del manglar.

El fin de semana, los activistas denunciaron que ingresaron a la zona granaderos y trabajadores con maquinaria pesada, con lo que se destruyó vegetación y sacrificaron animales, algunos de ellos, considerados especies en peligro de extinción.

Por su parte, el gobierno estatal, informó la Dirección General de Impacto y Riesgo Ambiental (Dgira), dependiente de la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat), concedió una Manifestación de Impacto Ambiental a favor del proyecto. Dicho permiso está vigente hasta febrero de este año.

La fiscalía ambiental, que ordenó la suspensión temporal, tomó muestras para evaluar el daño ambiental ocasionada por la remoción de vegetación del tipo “selva baja” y “mangle”.

La Profepa las considera de “suma importancia ecológica” por ser una barrera natural contra fenómenos meteorológicos.

En días recientes, en solidaridad con los habitantes de esa zona de Quintana Roo, miles de ciudadanos han protestado y difundido imágenes del ecocidio en las redes sociales.

Se le reclama al Gobernador Roberto Borge Angulo el haber cometido un atentado contra un patrimonio que no le pertenece a él, ni a su gobierno o a su familia y que es de todos los mexicanos.

Haga clic para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Lo más leído

El archivo público

Copyright © 2015 El Big Data.

To Top