Green Data

Al asesino de perros en la Condesa le esperan de dos a cuatro años de prisión

El Código Penal del DF establece como delito el uso de métodos que provoquen un grave sufrimiento y muerte a los animales.

La persona que haya ocasionado la muerte de 12 perros en la colonia Condesa le espera una pena de dos a cuatro años de prisión y de 200 a 400 días de multa, así lo señala el artículo 350 ter del Código Penal del Distrito Federal.

“En caso de que se haga uso de métodos que provoquen un grave sufrimiento al animal previos a su muerte, las penas se aumentarán en una mitad”, señala dicho artículo.

A decir de José Luis Carranza, presidente del Frente Ciudadano Pro-Derecho Animal (Frecda), el artículo 24 en su fracción I establece como acto de crueldad y maltrato animal el causarles la muerte utilizando cualquier medio que prolongue su agonía o provoque sufrimiento.

“Es responsabilidad de los humanos, de los que tienen a los perros de no tenerlos sueltos, de hecho la Ley de Cultura Cívica y también la Ley de Protección animal, establece que cuando uno saca a un perro a pasear deben salir con su correa, collar y placa”, fundamenta.

Para el abogado defensor de animales el pasear a los caninos sin esas precauciones provoca que los animales consuman productos tóxicos.

De acuerdo con el artículo 30 de la Ley de Protección a los Animales del Distrito Federal toda persona propietaria, poseedora o encargada de un perro está obligado a colocarle una correa al transitar con él en la vía pública.

“Los propietarios de cualquier animal tienen la responsabilidad de los daños que le ocasione a terceros y de los perjuicios que  ocasione, si lo abandona o permite que transiten libremente en la vía pública.

 

Quien cometa esta falta será acreedor a una multa equivalente de 11 a 20 veces la Unidad de cuenta de la Ciudad de México, es decir de 769.45 a mil 399 pesos; o a un arresto de 13 a 24 horas.

Sin embargo, en el caso de que los perros envenenados no hubiesen traído correa sus dueños no son acreedores a multa. “No porque se tiene que presentar una queja y debe ser dentro de 15 días”, expuso el abogado.

¿Qué sucedió?

El martes 29 de septiembre se registraron los primeros casos de envenenamiento de caninos en el Parque México y hasta el 5 de octubre se tenían reportados 12 casos de perros fallecidos.

El lugar donde probablemente se envenenaron fue una jardinera ubicada en la calle de Ozuluama, cerca del parque, según Javier Hidalgo, director de Gestión y Movilidad de la Delegación Cuauhtémoc.

Tras los hechos la Secretaría de Seguridad Pública del Distrito Federal (SSPDF) implementó un operativo en la zona con elementos de la Brigada de Vigilancia Animal y Protección Civil; sin embargo en un recorrido realizado por El Big Data Mx, dueños de caninos consideraron como insuficiente la medida policial.

El pasado martes 7 de octubre, la delegación Cuauhtémoc levantó la alerta amarilla que mantenía en el lugar y abrió al público el espacio para caninos del parque, luego de que realizó una limpieza profunda en el lugar.

De acuerdo a Javier Hidalgo,director de Gestión y Movilidad de la delegación Cuauhtémoc, en los próximos días trabajarán de la mano con vecinos para elaborar un protocolo de actuación ante este tipo de casos.

Pese a ello, el abogado José Luis Carranza llama a que los dueños de caninos se mantengan alertas y cumplan con lo dispuesto en la Ley de Protección a los Animales del Distrito Federal.

“Las medidas de precaución es siempre tener a su perro con su correa, no perderlo de vista y cuidar que no coma nada en la vía pública”, aconseja.

Haga clic para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Lo más leído

El archivo público

Copyright © 2015 El Big Data.

To Top