Green Data

Acusan falta de certeza sobre estado de salud de Bantú

BANTU1

Debió ser sometido con antelación a estudios especializados ; el anestésico debió aplicarse en miligramos, y en relación al peso del especímen

Ante la serie de dudas y el silencio que han guardado las autoridades capitalinas respecto a la muerte del gorila Bantú en el zoológico de Chapultepec, se suma una enuncia más. María Elena Hoyo Bastién, activista protectora de los derechos de los animales advierte que hasta el momento, se desconoce –al menos públicamente- si efectivamente el primate gozaba de buena salud.

La también ex directora del Zoológico de Chapultepec, reconoce que las sustancia utilizadas para sedar a Bantú están probadas y han sido usadas en grandes simios, “el problema aquí es que una de las sustancias, la medetomidina, se sugiere no usarla cuando no se tiene certeza completa de que el corazón del ejemplar está en perfecto estado”.

A su consideración, Bantú era un espécimen con sobrepeso, entonces “no se debió manejar como mililitros –como dio a conocer la Profepa-, sino en miligramos contra los kilogramos del animal”.

Hace dos semanas, esta casa editorial, publicó que la medetomidina no es recomendada en simios con problemas cardiovasculares e incluso no está autorizada por Sagarpa incluso, algunas organizaciones civiles advierten que esta sustancia tiene efectos cardiovasculares depresores en gorilas con enfermedades cardíacas.

“Con un animal con sobrepeso y con un carácter especial debió haberse prevenido una valoración con electrocardiogramas, ecocardiogramas, sangre, ultrasonido, esto no debió de hacerse veinte minutos antes de embarcarlo”, acusó Hoyo Bastién.

Haga clic para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Lo más leído

El archivo público

Copyright © 2015 El Big Data.

To Top